Anuncio
Share

Análisis: México y Chile dan la cara por Latinoamérica en la competitiva contienda del Oscar

En esta imagen, Guillermo del Toro recibe el premio al Mejor Director en la reciente ceremonia de los Globos de Oro.

En esta imagen, Guillermo del Toro recibe el premio al Mejor Director en la reciente ceremonia de los Globos de Oro.

(Allen J. Schaben / Los Angeles Times)

Ya se dio a conocer la lista de nominados a la ceremonia del Oscar que se llevará a cabo el 4 de marzo en el Dolby Theatre de Los Ángeles, y como era de esperarse, “The Shape of Water”, la más reciente película del director mexicano Guillermo del Toro, se encuentra a la delantera.

Y lo hace con unas 13 nominaciones que incluyen rubros tan importantes como Mejor Película, Mejor Director, Mejor Actriz, Mejor Actriz Secundaria y Mejor Guión. Pese a que la cinta sobre una mujer muda que se enamora de un humanoide anfibio no narra una historia latina (se produce a inicios de los ’60 en Baltimore), su artifice principal es indiscutiblemente azteca, y él mismo se encuentra mencionado directamente en tres de estas opciones, ya que además de haber sido el realizador, fue el coproductor y el coguionista del proyecto.

Claro que, en lo que respecta a la competencia de Mejor Película, “The Shape of Water” no tendrá las cosas fáciles, debido al súbito favoritismo tomado en las últimas semanas por “Three Billboards Outside Ebbing, Missouri”, un drama sobre una madre enfocada en que se resuelva el asesinato de su hija que no ha sido precisamente visto de manera masiva, pero que fue el ganador principal en los Globos de Oro y que, además, podría darle la victoria a su protagonista Frances McDormand en la categoría de Mejor Actriz Principal, dejando de lado a Sally Hawkins, la estupenda intérprete que lidera el filme de Del Toro.

Como era de esperarse, “Detroit”, la potente recreación de un caso de abuso policial y racial a fines de los ’60 que fue dirigida por Kathryn Bigelow, terminó completamente ignorada por la Academia, tal y como sucedió en los Globos de Oro, lo que es una verdadera pena porque se trata de un gran filme que recibió un enorme número de críticas positivas, aunque, curiosamente, fracasó estrepitosamente en la taquilla.

Antes del anuncio de hoy, la única oportunidad para una producción latinoamericana se encontraba en “Una mujer fantástica”, un drama chileno sobre una mujer transexual que se enfrenta a prejuicios y hasta agresiones tras la muerte de su novio, y que contó con unos distribuidores que promocionaron con fuerza a su protagonista Daniela Vega para la categoría principal de actuación femenina.

Finalmente, Vega no fue incluida en el rubro, que aparte de Hawkins y McDormand, se completó con Saoirse Ronan (“Lady Bird”), Margot Robbie (“I, Tonya”) y Meryl Streep (“The Post”), completando con ello una terna que concuerda exactamente con las predicciones y que nos priva de la sorpresa que hubiera significado tener por primera vez a una integrante de la comunidad ‘trans’ (y además latina) en la lucha.

Una escena de "Una mujer fantástica", la cinta chilena que ha sido nominada a un Oscar.

Una escena de “Una mujer fantástica”, la cinta chilena que ha sido nominada a un Oscar.

(AP)

De todos modos, “Una mujer fantástica” fue nominada como Mejor Película Extranjera, lo que la enfrenta a una cinta libanesa (“The Insult”), una rusa (“Loveless”), una húngara (“On Body and Soul”) y una sueca (“The Square”). El resultado en este caso es de pronóstico reservado, aunque la nominación es ya un triunfo para el director, coproductor y coguionista Sebastián Lelio, quien fue injustamente omitido del rubro en el 2014, cuando presentó ante la Academia su obra anterior “Gloria”, que había sido alabada por todos lados.

La que no tendrá mayores problemas para apoderarse de la estatuilla a la Mejor Película Animada es “Coco”, que llega definitivamente como favorita en su apartado. Pese a que no es una producción latina (proviene de Pixar/Disney), cuenta no solo un relato estrictamente mexicano (basado en la tradición del Día de Muertos), sino que tiene a un codirector y coguionista mexicoamericano (Adrián Molina) y a un reparto de voces mayormente hispano encabezado por el popular Gael García Bernal, lo que haría sin duda que su triunfo fuera bien recibido en el país vecino.

En lo que respecta al rubro de Mejor Actor Principal, se podría decir que este cuenta ya con un ganador: el experimentado Gary Oldman, quien ha sido ampliamente celebrado por su interpretación del líder británico Winston Churchill en “Darkest Hour”, que postula también como Mejor Película ante el desacuerdo de quienes consideran que su protagonista hizo lo suyo de manera notable, pero que piensan a la vez que la producción en sí no se encuentra a la altura del apartado central.

La misma categoría de Mejor Actor Principal se libró de polémicas al omitir a James Franco (“The Disaster Artist”), quien fue acusado de acoso sexual por varias mujeres tras su triunfo como Mejor Actor de una Comedia en los Globos de Oro. Su película compite de todos modos en el rubro de Mejor Guión Adaptado, pero el nombre de Franco (que además de actuar fue el director) no aparece por ahí, simplemente porque no cumplió labores de escritura.


Anuncio