Anuncio

En su tercera edición, ‘Night on Broadway’ promete más música que nunca, así como mucha participación latina

El evento gratuito "A Night On Broadway" de este año tendrá entre sus actos centrales al cantante de soul Mayer Hawthorne y a la agrupación chicana de fusión Las Cafeteras.

El evento gratuito “A Night On Broadway” de este año tendrá entre sus actos centrales al cantante de soul Mayer Hawthorne y a la agrupación chicana de fusión Las Cafeteras.

(Cortesía)

En palabras de su organizador principal, el concejal José Huizar, “Night On Broadway”, el ambicioso evento gratuito que tendrá su tercera edición este sábado en el Centro de Los Ángeles a lo largo de ocho cuadras y que será completamente gratuito, ha ido creciendo con el paso de los años de manera considerable.

“En el primero que hicimos, esperábamos 5 mil personas y llegaron 35 mil; el año pasado esperábamos 35 mil y llegaron 70 mil”, le dijo a HOY Los Ángeles. “Hay mucho interés en la calle Broadway, porque es una de las que tienen más significado histórico de nuestra ciudad, con 12 teatros que fueron esenciales para el desarrollo de Hollywood”.

“A Night on Broadway”, que se desarrollará en 10 escenarios y 6 teatros remodelados, forma parte de “Bringing Back Broadway”, un plan de Huizar de 10 años que se cumple en el 2018 y que, según él, consiste en reparar la zona, restaurar sus edificios y darle un aire completamente distinto a una área que, en un pasado reciente, era altamente peligrosa e insalubre.

“En esta ocasión, además de los artistas que se presentarán en muchos escenarios, incluyendo a varios que son latinos, vamos a usar el Million Dollar Theatre para rendirle tpdo el día un homenaje a la Época de Oro del Cine Mexicano, con muchas actividades y la presencia de la hija de Pedro Infante, Lupita”, nos dijo el funcionario, que nació en Zacatecas, México, pero se mudó con su familia a Boyle Heights, California, cuando tenía tres años. “Esto fue una idea mía, porque recuerdo que, de niño, ese teatro era muy importante para los latinos, y yo llegué a ver ahí a la India María”.

El remodelado teatro del Ace Hotel será uno de los escenarios en los que se podrá escuchar música en vivo de manera gratuita.

El remodelado teatro del Ace Hotel será uno de los escenarios en los que se podrá escuchar música en vivo de manera gratuita.

(Cortesía)

Por supuesto, no todos los artistas que se presentarán son hispanos; el principal es Mayer Hawthorne, un reconocido cantante blanco de ‘soul’. Pero a diferencia de lo que ha ocurrido en las ediciones anteriores, que se enfocaban en ‘performances’ relacionadas a épocas más remotas, se le dará esta vez preferencia a los actos musicales, muchos de ellos orientados a bandas que pueden tener mexicanos en sus filas, pero de segunda o tercera generación, con el fin de mostrar la conformación actual de L.A.

“Lo más bonito de este evento para mí ha sido ver reunidas a muchas personas de diferentes culturas que son muy diferentes entre sí, pero que se juntan en un mismo lugar”, dijo. “Además, todavía recuerdo las caras de sorpresa de la gente que entraba a estos teatros por primera vez y que quedaba sorprendida con su belleza”.

La música por delante

En el plano latino, el acto más llamativo del escenario principal (Olympic Stage) es Las Cafeteras, un grupo de hombres y mujeres formado en El Sereno hace cerca de una década que representa de algún modo el espíritu moderno del que habla Huizar, porque combina el son jarocho con el hip hop y el inglés con el español mientras recurre a letras de tendencia feminista y social.

“Todos aquí tenemos raíces mexicanas y somos de primera generación, pero hacemos fusión, porque de chicos no escuchamos solo rancheras y cumbias”, precisó Denise Carlos, una de las vocalistas del grupo. “Antes de hacer música, estábamos ya involucrados en el tema de la justicia social, ayudando a nuestras comunidades, porque nuestras experiencias como chicanos se relacionaban a las que tuvieron nuestros padres como inmigrantes indocumentados, y nos interesaba también el rol de las mujeres en la cultura latina, por lo que decidimos usar la música no solo para pasarla bien, sino también para contar nuestra historia y abrir las mentes de quienes nos escucharan”.

Tal y como le pasó a muchos, el 2016 fue un año complicado para Las Cafeteras, ya que más allá de lo que sucedió en las urnas, empezaron el calendario con las publicitadas recriminaciones de una exintegrante que las acusó de sexismo y de emplear su propuesta progresista como una simple estrategia de marketing.

La agrupación angelina Las Cafeteras participará en el evento, ofreciéndole a los asistentes una dosis de su estilo basado en el son jarocho y alternado con ritmos modernos.

La agrupación angelina Las Cafeteras participará en el evento, ofreciéndole a los asistentes una dosis de su estilo basado en el son jarocho y alternado con ritmos modernos.

(Cortesía)

“Fue un año muy difícil en lo personal, en lo familiar, en lo político; ¡en todo! Pero estamos tomando la oportunidad para reconocer que necesitamos crecer como personas y como comunidad, porque estar en un escenario cantando y bailando no quiere decir que no sintamos dolor por lo que está pasando en el gobierno o que no tengamos que lidiar con conflictos en nuestras propias familias”, reconoció la artista, cuyo segundo álbum con esta banda, “Taste of L.A.”, se lanzará en un par de meses.

No todo es una fiesta

A lo largo de su término como concejal, que ha durado ya 11 años, Huizar se ha visto expuesto tanto a los comentarios favorables de quienes celebran el modo en que le ha devuelto brillo y vida al Centro de Los Ángeles como a las críticas de algunos activistas que lo consideran un político dispuesto a complacer los proyectos de las compañías de construcción y a desfavorecer de paso a las personas de menos recursos.

De ese modo, Carlos Montes, que pertenece a Comunidad, Servicio y Organización (CSO), aseguró que visitó el evento de “A Night on Broadway” el año pasado y que le pareció que este se encuentra dedicado “a la gente rica y anglosajona; yo, por ejemplo, no me sentí muy bien recibido”.

“Si tienen ahora a varios artistas latinos es porque [Huizar] es inteligente y sabe que le conviene dar esa imagen de diversidad, cuando lo que está buscando en realidad es llamar la atención de gente que quiera invertir en este lugar para poder levantar edificios más grandes destinados a la clase alta, que corresponde normalmente a los gringos”, nos dijo. “Por otro lado, se está enfocando solo en el centro, cuando la comunidad de Boyle Heights está prácticamente abandonada”.

El concejal José Huizar se encuentra detrás de la organización de "A Night On Broadway", que este sábado cumplirá con su tercera edición.

El concejal José Huizar se encuentra detrás de la organización de “A Night On Broadway”, que este sábado cumplirá con su tercera edición.

(Kirk McKoy / Los Angeles Times)

Para Huizar, las acusaciones que se le hacen acerca de la ‘gentrification’ no son válidas, porque él no está tratando de desplazar a un grupo social para reemplazarlo por otro, sino que busca un balance entre lo que ya existe y lo que debería existir. “En esta zona hay mucho espacio para todos, y además, Broadway ha dejado de ser la calle latina por excelencia, porque ahora nuestra gente hace sus compras en sitios diferentes”, afirmó.

“Si queremos salir adelante, tenemos que respetar a todas las culturas, porque si no caeremos en el opuesto del slogan de Trump ‘America First’, y eso es peligroso para Estados Unidos”, agregó. “No se puede hablar solo de ‘yo’, de mi grupo de gente, sino que hay ser parte de este país; esta es una de las ciudades más diversas del mundo y no podemos defender la segregación, porque eso fomenta el racismo y la discriminación”.

Para Denise Carlos, de Las Cafeteras, la ‘gentrification’ es un fenómeno real que ella misma ha observado durante sus seis años de residencia en Highland Park, pero ella misma considera que este evento va por un lado muy distinto.

“Hay que defender a nuestras comunidades y a los artistas que salen de ellas, y muchos de los que nos presentaremos el sábado venimos justamente de allí”, señaló ella. “Además de ser una celebración, una actividad de esta clase debe servir para discutir los problemas que nos rodean y ver la manera de ayudar a quienes lo necesitan”.


Anuncio