Anuncio
Share

Clinton afronta un dilema: Cómo llamar a Bill si ella gana

En esta imagen de archivo la aspirante a la candidatura demócrata a la presidencia de Estados Unidos, Hillary Rodham Clinton, habla en Coralville, Iowa.

En esta imagen de archivo la aspirante a la candidatura demócrata a la presidencia de Estados Unidos, Hillary Rodham Clinton, habla en Coralville, Iowa.

(Charlie Neibergall / AP)

Hillary Rodham Clinton afronta un dilema con implicaciones globales en su campaña por la Casa Blanca: ¿Cómo se llama al esposo de una presidenta de Estados Unidos?

¿Primer hombre? ¿Primer caballero?

El cómico Jimmy Kimmel le preguntó a la aspirante a la candidatura demócrata cómo resolvería esa cuestión en caso de que su marido, el ex presidente Bill Clinton, se convirtiera en el cónyuge oficial de la presidenta.

Durante una aparición en el programa “Jimmy Kimmel Live”, la aspirante ofreció un par de ideas con una sonrisa, como “primer muchacho” o “primer camarada”.

“De verdad tenemos que trabajar en cómo llamarle”, bromeó.

Clinton comentó que su esposo le ha dicho que está decidido a romper el “puño de hierro” que ha regido el papel de las mujeres como esposas del presidente.

Kimmel quería saber si Bill Clinton elegiría el diseño oficial de la vajilla de la Casa Blanca, algo que suele ser tarea de la primera dama. Pero Clinton comentó que tenía otras ideas para su esposo, como hablar con él sobre cómo crear empleo.

Clinton ha sido un objetivo favorito de las críticas de Donald Trump y otros precandidatos republicanos, pero ella dijo a Kimmel que las críticas sólo son el ruido habitual de la campaña. En realidad, dijo, a los republicanos les gusta.

Cuando ella no se presenta, dijo a Kimmel, “los republicanos dicen cosas agradables”.

“Tenemos una larga lista de las cosas agradables que han dicho republicanos de mí”, comentó. “Puede que ustedes oigan más sobre ello”.

Clinton no ha sido necesariamente igual de amable. La aspirante demócrata dijo que ver el debate republicano la hizo sentir “consternación y diversión”.

“Discrepo con mucho de lo que dicen”, comentó. “Ojalá abordaran de verdad los problemas que intenta afrontar Estados Unidos”.


Anuncio