Anuncio
Share

Dorian sigue vivo en Canadá mientras Gabrielle trata de sobrevivir

Dorian sigue vivo en Canadá mientras Gabrielle trata de sobrevivir

Fotografía tomada a las 13.30 horas local (17.30 GMT) cedida el domingo 01 de septiembre por la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica (NOAA) por vía del Centro Nacional de Huracanes (NHC) donde se muestra el paso del huracán Dorian sobre las Bahamas hacia las costas de la Florida (EE.UU.). EFE/NOAA-STAR/NHC/SOLO USO EDITORIAL/NO VENTAS

EFE

Dorian mantiene su presencia en Canadá como “ciclón post-tropical”, mientras la tormenta Gabrielle gana cierta fuerza en el Atlántico antes de que se debilite de nuevo el lunes, informó este domingo el Centro Nacional de Huracanes (NHC, en inglés) de Estados Unidos.

Además de Dorian y Gabrielle, el reporte de las 11 am del NHC mostraba dos depresiones tropicales, por ahora sin mucha posibilidad de convertirse en ciclón.

A esa hora, Dorian se encontraba 30 millas al este sureste de Cape Whittle, en Quebec, y 105 millas al norte de Cape St George, en la provincia de Labrador, y avanzaba hacia el noreste a 25 millas por hora.

El centro de Dorian se mueve sobre el golfo oriental de St Lawrence con vientos máximos de 75 millas por hora.

Anuncio

Dorian tocó tierra de nuevo la noche del sábado, esta vez en la provincia canadiense de Nueva Escocia, donde los vientos huracanados ocasionaron el desplome de una grúa sobre un edificio en construcción.

Antes había tocado tierra en EE.UU. y en las Bahamas, donde devastó varias islas y ha provocado hasta ahora al menos 43 muertes.

Entre tanto, el centro de Gabrielle avanza hacia el norte noroeste a 12 millas por hora y se encuentra 1.260 millas al oeste de las islas Azores con vientos máximos sostenidos de 60 millas por hora.

Los meteorólogos del NHC pronostican este domingo un giro hacia el norte, seguido de otro el lunes hacia el noreste con un aumento en la velocidad de avance.

Anuncio

Precisaron que algún fortalecimiento es posible hasta el lunes, pero que en la noche de ese día prevén su debilitamiento hasta convertirse en un mínimo extratropical.

Esta temporada atlántica se esperan de 10 a 17 tormentas tropicales con nombre, es decir con vientos superiores a 39 millas por hora o más (63 km/h), y de ellas de 5 a 9 huracanes, con vientos de 74 millas por hora o más (120 km/h), según la Administración Nacional de Océanos y Atmósfera de Estados Unidos (NOAA).

Se trata de una temporada con un 45 % de probabilidades de una actividad “por encima de lo normal”, que es de 12 tormentas con nombre, de las cuales 6 se convierten en huracanes, incluidos 3 importantes.

En lo que va de la actual temporada de huracanes, que comenzó en junio pasado, se han registrado también las tormentas tropicales Chantal, Andrea, Erin, Fernand y Barry, que se convirtió en huracán en julio poco antes de tocar tierra en Luisiana, donde dejó cuantiosas pérdidas materiales, pero ninguna víctima mortal directa.


Anuncio