Anuncio
Share
Estados Unidos

Hace 45 años, Nixon renunció a la presidencia para evitar un juicio político

Hace 45 años, Nixon renunció a la presidencia para evitar un juicio político

Fotografía de archivo del expresidente estadounidense Richard Nixon. EFE/Archivo

El caso comenzó con un incidente casi menor de...

EFE

Hace 45 años, Richard Nixon se convirtió en el primer presidente del país que renunció a su cargo, cuando estuvo claro que en el Senado había votos suficientes para proceder a su juicio político y destitución.

La dimisión formal ocurrió el 9 de agosto, un viernes, y la noche anterior Nixon, nacido en 1913, había anunciado su decisión en un discurso televisado desde el Despacho Oval en la Casa Blanca.

Así concluyó la larga carrera política de quien fue el vicepresidente 36 durante la Administración de Dwight Eisenhower (1953-1961) y presidente 37 entre 1969 y 1974.

Y así acabó también el llamado escándalo de Watergate que por casi dos años centró la atención política del país y que, en el curso de diversas investigaciones, fue dejando a luz las operaciones clandestinas y las “tretas sucias” de la Presidencia de Nixon.

El presidente de EEUU advierte de medidas contra México si...
Anuncio

El caso comenzó con un incidente casi menor de crónica policial cuando en junio de 1972 y ya en marcha la campaña para la elección del sucesor del presidente Lyndon Johnson , un demócrata hundido por la guerra de Vietnam, cinco individuos ingresaron ilegalmente en la oficina del Comité Nacional Demócrata en el hotel Watergate.

La tenaz investigación del caso fue liderada por Carl Bernstein y Bob Woodward, dos jóvenes periodistas del diario The Washington Post.

Los intrusos resultaron ser exagentes de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) y de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), al servicio de una operación secreta de espionaje y sabotaje de la campaña del candidato demócrata George McGovern.

En un proceso lento, largo y penoso -similar a las muchas investigaciones que rodean ahora la Presidencia de Donald Trump- se conoció que las actividades ilegales del Gobierno de Nixon incluían el espionaje de oponentes políticos, y que en ellas estaban involucrados colaboradores cercanos al entonces mandatario.

Anuncio

Cuando el comité investigador de Watergate en el Senado descubrió que Nixon tenía un sistema oculto de grabaciones en su despacho en el que había registrado muchas conversaciones, la Cámara Alta del Congreso requirió la entrega de esas grabaciones.

Después de querellas judiciales el Tribunal Supremo dictaminó por unanimidad que el presidente debía entregar las cintas a los investigadores. Las grabaciones demostraron que Nixon había hecho esfuerzos para encubrir las actividades clandestinas.

Frente a la certeza de que la Cámara de Representantes votaría la acusación para un juicio político y que el Senado procedería al “impeachment”, Nixon optó por renunciar.

Un mes después, su sucesor, Gerald Ford, otorgó un perdón presidencial y Nixon nunca fue procesado por los delitos.


Anuncio