Latinoamérica debe apostar por más infraestructura sostenible y de calidad

EFE

La infraestructura sostenible, con especial énfasis en la mitigación y adaptación al cambio climático, y la necesidad de aumentar la transparencia, centraron la jornada final del foro de alianzas público-privadas PPP Américas.

"No solo creemos que existe una brecha en general de infraestructura en Latinoamérica, sino que la calidad es baja. Queremos hacer una infraestructura más resistente a los efectos del cambio climático", afirmó Gema Sacristán, directora general de Negocio de BID Invest, el brazo privado del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), coorganizadores de la conferencia.

En concreto, subrayó el compromiso en el grupo BID de que un 30 % de las operaciones hasta el 2020 tenga en cuenta la mitigación o adaptación a los efectos del cambio climático

"Los Gobiernos tienen que entender que aunque la infraestructura sostenible puede costar un poco más hoy, a largo plazo eso paga", remarcó Sacristán a Efe en el popular centro turístico de Punta Cana (República Dominicana) donde se celebra el PPP Américas, el principal foro de alianzas público-privadas (APPs) de América Latina.

Es el caso de la región del Caribe, una de las zonas más vulnerables al cambio climático, y donde el turismo es uno de las grandes fuentes de ingresos y crecimiento.

También desde el lado de los inversores hay un creciente interés en estos aspectos.

"El sector privado está cambiando mucho y muy rápido. En los últimos tres años, está tomando como suyas las grandes agendas de desarrollo sostenible. Cuando esto antes era un tema de los órganos multilaterales como el BID o el Banco Mundial", dijo Sacristán.

"Hoy no -precisó-, hoy abrazan esa agenda y ven una oportunidad de negocio".

Otro elemento fundamental para el éxito de las APPs, que se debatió en profundidad en el foro, es la transparencia y el fortalecimiento de los marcos regulatorios.

"En América Latina, las APPs se aceptan casi universalmente como una herramienta de contratación, adopción generalizada de planes nacionales de infraestructura y mejoras en los indicadores de sostenibilidad", según el último índice Infrascopio, que elabora The Economist Intelligence Unit y que se dio a conocer en el foro.

Chile, Colombia y Perú lideran el índice de entornos más adecuados para este tipo de asociaciones en la región.

Si bien la regulación es el área donde se registraron las mayores puntuaciones, la financiación es la que cuenta con la más baja, lo que "demuestra que las instituciones para financiar infraestructura son incipientes".

El informe, que se basa en cinco categorías: regulación, instituciones, madurez, clima de inversión y financiación, destacó los "avances" regionales en la última década.

Asimismo, insistió en que "la transparencia y la rendición de cuentas durante el ciclo de vida de las APP son esenciales para garantizar que estén bien gestionadas y para documentar los éxitos con el fin de generar apoyo público para futuras iniciativas".

La región actualmente invierte en torno al 3,5 % de su PIB, cuando los cálculos del banco multilateral estiman que para alcanzar el nivel de desarrollo adecuado se deberían invertir entre el 5 y el 6 %, lo que supone una brecha equivalente a 150.000 millones de dólares a lo largo de los próximos años.

Dado el enorme volumen de financiación requerido no es suficiente con los fondos regionales, hay que recurrir a inversores internacionales, y las APPS son instrumentos que pueden dar resultados beneficiosos para ambas partes.

El foro PPP Américas, que concluye hoy, reunió a más de medio millar de representantes del sector público e inversores privados en la región y está organizado por el BID y su brazo para el sector privado, el BID Invest, junto con el Gobierno dominicano.

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
64°