Anuncio

La música española se vuelve a colar en el festival SXSW de Austin

Fotografía cedida donde se aprecian las iniciales del festival South By Southwest (SXSW) que desde el 8 de marzo y hasta el domingo 17 propondrá una abrumadora oferta con cientos de conciertos, películas, exposiciones y conferencias que tomarán las calles de Austin, Texas (EE.UU.). EFE/Cal Holman/SXSW/SOLO USO EDITORIAL/NO VENTAS

Fotografía cedida donde se aprecian las iniciales del festival South By Southwest (SXSW) que desde el 8 de marzo y hasta el domingo 17 propondrá una abrumadora oferta con cientos de conciertos, películas, exposiciones y conferencias que tomarán las calles de Austin, Texas (EE.UU.). EFE/Cal Holman/SXSW/SOLO USO EDITORIAL/NO VENTAS

EFE

Delaporte y El Twanguero son solo dos de los grupos y artistas españoles que pasarán por el South by Southwest (SXSW), uno de los festivales más grandes e importantes de la música en todo el mundo y que se celebra estos días en Austin.

La delegación española en este evento, en el que actúan centenares de músicos llegados de todas las latitudes, contará además con otros nombres como Baywaves, Diego Guerrero, Pipo Romero y Trajano!, que participarán en Austin gracias al apoyo de Sounds from Spain.

Ya en su duodécimo año de funcionamiento, Sounds from Spain es una plataforma de apoyo a la internacionalización de la música española basada en la colaboración de organismos públicos, como el ICEX España Exportación e Inversiones; junto a agentes privados como la Fundación SGAE o los Productores de Música de España PROMUSICAE.

Sounds from Spain ha organizado dos conciertos en Austin, el 13 y el 14 de marzo, así como diversos encuentros empresariales y tendrá un pabellón en el festival, en donde podrán reunirse promotores, artistas y otros miembros de la industria.

Sandra Delaporte, cuyo apellido da nombre al grupo de electrónica Delaporte, explicó a Efe lo especial que es SXSW.

“Este festival es muy importante porque es una celebración de la música por todo lo alto en una ciudad entera. Y, sobre todo, es un lugar donde se descubren muchas bandas emergentes de todo el planeta”, dijo en una entrevista telefónica.

“Muchas de las bandas y proyectos que luego se hacen famosos han tocado en SXSW. Para la industria, me parece el mejor lugar para conocer nueva música y lo nuevo que está por venir”, añadió.

De la mano del italiano Sergio Salvi, que supone la otra mitad del dúo, la cantante señaló que están “súper emocionados” por acudir a SXSW y ensalzó el apoyo de Sounds from Spain con los costes y la organización.

“Es como ir tú solo a la aventura sin conocer nada ni a nadie o ir con tu familia. Nos tratan con mucho amor y, ya solo por estar con ellos, vamos a ir más a gusto”, indicó.

“Me encanta pensar que con mi música voy a conocer el mundo entero. Si me dicen ‘te vas a China mañana’, pues me voy. Me apasiona poder llegar con mi música a todas partes”, señaló.

La breve, por el momento, carrera de Delaporte despegó con el tema “Un jardín”, que fue la sintonía del concurso “Fama a bailar”, y recientemente han publicado su nuevo disco “Como anoche”, en el que abordan las relaciones sexuales y el amor desde la electrónica más bailable y con un punto de vista pragmático, hedonista y sin grandes traumas.

“A veces somos muy dramáticos, todos vemos muchas telenovelas. Hay veces que es más sencillo y que hay que aceptarlo tal y como es”, explicó.

Junto a jóvenes talentos como Delaporte también pasarán por Austin músicos consagrados como El Twanguero, quien, pese a su larga trayectoria, se mostró tan ilusionado por el festival como el más novato.

“Llevaba seis o siete años intentando entrar en SXSW. Así que imagínate la sorpresa que fue cuando este año me seleccionaron”, dijo a Efe Diego García, el guitarrista español detrás del alias El Twanguero.

“SXSW es una plataforma ideal para los músicos, una oportunidad para contactar con promotores y gente de la industria que luego te van a llevar a tocar aquí y allá", afirmó.

El Twanguero, que el año pasado editó el disco “Electric Sunset” como homenaje al mestizaje musical de Los Ángeles, explicó que muchos promotores van a Austin “a ver bandas, a ver qué está pasando por ahí, y a ver si se pueden llevar a alguien barato que dentro de dos años sea muy caro”.

Muy lejos de la fama de Hollywood o del lujo de Beverly Hills, El Twanguero se enamoró en Los Ángeles de la fusión musical de una ciudad “muy auténtica” y “salvaje”.

“Los Ángeles es súper interesante porque aquí se mezclan el blues, el country y el rock and roll con la cumbia, la rumba... Esa fusión me parecía muy interesante”, opinó tras empaparse del ambiente chicano de una urbe en cuya receta es fundamental el sabor latino.

“La música se encarga de romper las fronteras, también las invisibles. En el momento en que veo una banda aquí que está mezclando el rockabilly con la cumbia ya están rompiendo fronteras de alguna manera”, cerró.


Anuncio