Anuncio

Cuestionan constitucionalidad de artículos de nueva Ley de Condominios P.Rico

El representante del Partido Independentista Puertorriqueño, Denis Márquez, cuestionó hoy la constitucionalidad de algunos artículos en un proyecto que establecería una nueva Ley de condominios, como el que permitiría enmendar la escritura matriz para los alquileres a corto plazo. EFE/Archivo

El representante del Partido Independentista Puertorriqueño, Denis Márquez, cuestionó hoy la constitucionalidad de algunos artículos en un proyecto que establecería una nueva Ley de condominios, como el que permitiría enmendar la escritura matriz para los alquileres a corto plazo. EFE/Archivo

EFE

El representante del Partido Independentista Puertorriqueño, Denis Márquez, cuestionó hoy la constitucionalidad de algunos artículos en un proyecto que establecería una nueva Ley de condominios, como el que permitiría enmendar la escritura matriz para los alquileres a corto plazo.

A tales efectos, y según se informó hoy en un comunicado de prensa, Márquez solicitó por escrito a la presidenta de la Comisión de Asuntos del Consumidor, Banca y Seguros de la Cámara baja, Yashira Lebrón, eliminar los Artículos 4 y 31 del Proyecto 1874.

Dichos artículos proponen enmendar la escritura matriz de un condominio mediante el consentimiento de dos terceras partes de todos los titulares, que a su vez reúnan dos terceras partes de las participaciones en las áreas comunes, ya que la aplicación retroactiva -también incluida en la medida- “resultaría en un claro menoscabo de obligaciones contractuales en violación de la Sección 7 del Artículo II de la Constitución”.

Según Márquez, permitir que dos terceras partes de los titulares de un condominio, que a su vez reúnan dos terceras de la participación en las áreas comunes, puedan cambiar la naturaleza misma de un edificio sometido previamente al régimen de propiedad horizontal.

Además, de acuerdo con el legislador, esto conllevaría un claro menoscabo de las obligaciones contractuales suscritas voluntariamente entre el titular afectado y quien le vendió su apartamento.

“Implicaría, además, dejar sin efecto por vía legislativa los términos contenidos en la escritura matriz de un condominio, términos a los que todo comprador se adhirió voluntariamente y en los que descansó de buena fe a la hora de adquirir su propiedad, partiendo de la premisa de que no podrían ser alterados sin su consentimiento”, añadió.

Por ello, y según Márquez, “en los casos en que un condominio haya sido destinado exclusivamente a uso residencial, el proyecto 1874 permitiría la actividad comercial de arrendar a corto plazo”.


Anuncio