Anuncio

México y Bélgica buscan áreas de colaboración en visita de princesa Astrid

Fotografía cedida por la Presidencia de México que muestra a la princesa Astrid de Bélgica (d) y al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (i), mientras se reúnen este lunes, en Palacio Nacional, en Ciudad de México (México). EFE/SOLO USO EDITORIAL

Fotografía cedida por la Presidencia de México que muestra a la princesa Astrid de Bélgica (d) y al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador (i), mientras se reúnen este lunes, en Palacio Nacional, en Ciudad de México (México). EFE/SOLO USO EDITORIAL

EFE

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, recibió este lunes a la princesa Astrid de Bélgica, quien encabeza una nutrida delegación económica, con el fin de identificar áreas de colaboración y oportunidades adicionales para el comercio, así como reforzar el diálogo bilateral, indicó el Gobierno mexicano.

“Recibimos a Astrid, princesa de Bélgica, quien encabeza una delegación ministerial del ámbito económico con representantes de 137 empresas de los sectores de alimentos y bebidas, tecnologías de la información, manufactura, farmacéutica y dispositivos médicos”, indicó López Obrador a través de Twitter.

A la reunión, efectuada en Palacio Nacional, acompañaron al presidente los secretarios de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard; y Economía, Graciela Márquez, así como el subsecretario de Relaciones Exteriores Julián Ventura; el embajador de México en Bélgica, Mauricio Escanero; y el director general para Europa, Bernardo Aguilar.

La princesa Astrid se convirtió en la segunda autoridad extranjera recibida por el mandatario mexicano tras el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez.

La princesa belga también será declarada huésped distinguida de Ciudad de México en un encuentro con la jefa de Gobierno capitalina, Claudia Sheinbaum, y se reunirá con el gobernador de Nuevo León, Jaime Rodríguez, en la norteña ciudad de Monterrey

La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) indicó en un boletín que la delegación belga que visita México está encabezada por la princesa Astrid en representación del rey Felipe, y participan ministros federales y regionales.

“Los acompaña una delegación de cerca de 200 empresarios, así como representantes de instituciones académicas. Participarán en foros públicos y sostendrán reuniones de negocio en la Ciudad de México y Monterrey” durante esta semana, precisó.

De acuerdo con la institución, el encuentro con López Obrador es la primera actividad oficial de la princesa y la delegación gubernamental.

“Este primer acercamiento entre el Gobierno de Bélgica y el nuevo Gobierno de México permitirá identificar áreas de colaboración, oportunidades adicionales para el comercio y la inversión productiva, y reforzar el diálogo bilateral”, señaló.

Añadió que “la escala y composición de la delegación empresarial dan testimonio del interés en el mercado mexicano y de la confianza en nuestra economía”.

“A fin de generar beneficios tangibles para ambas sociedades, se buscará impulsar el comercio y la inversión en sectores estratégicos como tecnologías para la salud, desarrollo portuario e infraestructura, desarrollo sostenible de ciudades, e industria agroalimentaria”, indicó.

La SRE destacó que México y Bélgica son socios en el marco del Acuerdo Global entre México y la Unión Europea, cuyo proceso de modernización se encuentra en etapa final de negociación técnica.

Bélgica es el cuarto inversionista en México entre los miembros de la Unión y el séptimo a nivel mundial. También es el séptimo socio comercial del país latinoamericano en la Unión Europea y el vigésimo en el mundo.

El pasado 13 de febrero, el embajador de Bélgica en México, Antoine Evrard, dijo que espera que la Unión Europea y el país latinoamericano puedan cerrar su acuerdo político y comercial antes de las elecciones al Parlamento Europeo del 26 de mayo.

“Queremos lograr el acuerdo antes de las elecciones de mayo; tenemos tres meses para terminar”, dijo el embajador, quien celebró que tras el cierre del tratado comercial entre México y Estados Unidos “ahora hay tiempo para concentrarse en la parte europea”.

En rueda de prensa, Evrard explicó que los negociadores europeos y mexicanos, que deben renovar el Acuerdo Global del año 2000, ya han cerrado el capítulo político y el de desarrollo.

Sin embargo, sigue abierto un punto del nuevo Tratado de Libre Comercio entre México y la Unión Europea (TLCUEM) sobre el acceso de las empresas europeas a licitaciones estatales y locales de México.


Anuncio