Anuncio

La Guardia costera y policía de P.Rico se incautan de 90 bloques cocaína

Un agente de la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza (ICE) custodia unos bultos que contienen 1.786 kilos de cocaína durante su presentación en una rueda de prensa celebrada el miércoles 2 de noviembre 2016, en las oficinas de la dependencia en San Juan (Puerto Rico). EFE/Archivo

Un agente de la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza (ICE) custodia unos bultos que contienen 1.786 kilos de cocaína durante su presentación en una rueda de prensa celebrada el miércoles 2 de noviembre 2016, en las oficinas de la dependencia en San Juan (Puerto Rico). EFE/Archivo

EFE

La Guardia Costera junto a la policía de Puerto Rico se incautaron anoche de 90 bloques de cocaína y detuvieron a cuatro personas en una operación llevada a cabo a once millas náuticas (unos veinte kilómetros) de Arecibo en el norte de la isla.

El comisionado del Negociado de la Policía del Departamento de Seguridad Pública de la isla, Henry Escalera, informó hoy en un comunicado que la cooperación se produjo de la mano de agentes de la División Marítima de Arecibo y que los hechos acaecieron a las 23.30 horas de ayer (04.30 GMT)

“En el negociado de la Policía de Puerto Rico apoyamos a las agencias federales en la misión de mantener a Puerto Rico, y nuestras costas, continuamente vigiladas y libre de drogas” manifestó Escalera, quien reconoció la labor de los agentes estatales.

Según se indicó la Guardia Costera comenzó una persecución a una embarcación de madera de 20 pies de eslora (alrededor de seis metros), la cual navegaba desprovista de sus luces de navegación.

Posteriormente la misma fue detenida y con el apoyo de la División Marítima de Arecibo se incautó la cantidad de 90 bloques de cocaína.

“La cooperación prestada por los agentes de la División Marítima a la Guardia Costera es solo un ejemplo de lo que se puede lograr con un trabajo en equipo en pro del bienestar de la isla”, agregó el comisionado de la Policía acerca de la intervención donde se detuvo a cuatro personas, cuyo estatus migratorio no ha sido definido.

La agencia federal Guardia Costera asumió la jurisdicción del caso.


Anuncio