Anuncio

Nueva York pide que legalización de cannabis ofrezca oportunidades para todos

Decenas de clientes hacen fila en el dispensario MedMen para comprar productos de marihuana recreativa en West Hollywood, California (EE.UU.). EFE/Archivo

Decenas de clientes hacen fila en el dispensario MedMen para comprar productos de marihuana recreativa en West Hollywood, California (EE.UU.). EFE/Archivo

EFE

El alcalde de Nueva York, Bill de Blasio, pidió hoy que la legalización del cannabis que se plantea a nivel estatal ofrezca oportunidades y mantenga la ciudad segura, con zonas de venta restringida y fijando la edad mínima de consumo en los 21 años.

“Estoy convencido de que podemos establecer un marco regulatorio que mantenga seguras nuestra calles, resuelva los errores del pasado y ofrezca oportunidades económicas a las comunidades más afectadas por la guerra contra las drogas”, aseguró De Blasio en un comunicado.

El alcalde insistió en que apoya la legalización y mostró su deseo de “trabajar con el estado para hacer de esto una realidad”.

Por su parte, la mujer de De Blasio, Chirlane McCray, hizo hincapié en que el camino hacia la legalización de la marihuana “tiene riesgos”.

“Tenemos que hacer todo lo que podamos para proteger a la gente joven de nuestra ciudad y para educar a todos los neoyorquinos sobre el uso de la marihuana”, agregó.

El alcalde ha presentado un informe sobre la legalización de esta droga titulado “Un acercamiento justo a la Marihuana”, que identifica los objetivos y los retos de la legalización de esta sustancia.

Una vez que se legalice, la ciudad velará por el establecimiento de un sistema equitativo de licencias, el establecimiento de zonas libres de negocios de cannabis y la fijación de una edad mínima (21 años).

En Estados Unidos, la edad legal para el consumo de tabaco son los 18 años y la del alcohol, los 21 años.

Además, el informe recomienda la supresión de antecedentes penales relacionados con el uso personal y la posesión de cantidades determinadas de marihuana, el establecimiento de estándares sanitarios de producción y venta o evitar el monopolio, entre otras propuestas.

El gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, anunció el pasado día 17 que impulsará la legalización de la marihuana recreativa como parte de su agenda de trabajo para los primeros 100 días de 2019.

Cuomo presentó su agenda “progresista” esperanzado en que las medidas lograrán luz verde ya que el próximo año los demócratas, que ya tenían control de la Asamblea estatal, también lo tendrán del Senado, tras las elecciones de noviembre, en particular para la legalización de la marihuana recreativa.

Este proyecto cuenta con el respaldo del Departamento de Salud y generaría más de 1.700 millones de dólares en ventas.

La agencia sanitaria realizó un estudio este año a pedido de Cuomo, para medir el impacto a la salud, económico y al sistema de justicia penal, que se publicó el 13 de julio, que asegura que su legalización superaría los aspectos negativos.

De aprobarse, colocaría a Nueva York, donde la marihuana medicinal es legal, a la par con otros estados y Washington DC.


Anuncio