Anuncio

Anfield tiene la clave

Vista del estadio de Anfield en Liverpool, Reino Unido. EFE/Archivo

Vista del estadio de Anfield en Liverpool, Reino Unido. EFE/Archivo

EFE

Sobre el césped del estadio de Anfield el Liverpool y el Nápoles van a apurar sus opciones de clasificación para los dieciseisavos de final de la Liga de Campeones que aún contempla cuatro plazas vacantes para siete aspirantes, aún con posibilidades.

El representante inglés y el italiano son dos del septeto de candidatos que completan el París Saint Germain, de su mismo grupo, el Lyon, el Shakhtar Donetsk, el Inter y el Tottenham.

La última jornada de la principal competición europea de clubes define esta semana el cartel de las eliminatorias. El Real Madrid, el Barcelona y el Oporto, con el primer puesto asegurado, junto al Atlético Madrid, el Ajax, el Bayern Múnich, el Borussia Dortmund, el Juventus, el Manchester City, el Manchester United, el Roma y el Schalke, están ya clasificados.

Pero la fecha final de la fase de grupos tiene que definir, también, los clubes que jugarán en la Liga Europa, como terceros clasificados y, por lo tanto, se mantendrán en una competición continental.

Esta situación está garantizada, pase lo que pase el martes y el miércoles próximo, para el Valencia, el Benfica y el Club Brujas. Y aún cuentan con opciones el CSKA Moscú, el Estrella Roja, el Galatasaray, el Hoffenheim, el Lokomotiv Moscú y el Viktoria Plzen.

Pero es el Grupo C, catalogado desde el principio como el ‘de la muerte’ en el que está todo por definir. El Nápoles, el París Saint Germain y el Liverpool pujan, sin margen de error, por las dos plazas de dieciseisavos. Los tres dependen de sí mismo.

En Anfield el Liverpool recibe al Nápoles. El equipo de Jurgen Klopp, vigente subcampeón, que se dejó en el Parque de los Príncipes en la pasada jornada gran parte de sus posibilidades, tiene que lograr los tres puntos. No le vale el empate al conjunto inglés, superado en la tabla por los otros dos aspirantes.

Al equipo italiano, sin embargo, le sirve con un empate para superar la fase de grupos. El París Saint Germain visita al Estrella Roja, que aún hace cálculos para terminar tercero y jugar la Liga Europa.

Un triple empate beneficia al Liverpool, que acabaría primero del cuarteto por los resultados obtenidos entre los tres. El otro clasificado, en este caso, dependerá del marcador de Anfield.

El Inter y el Tottenham, otros dos equipos que pretenden sobrevivir en el torneo, aspiran al segundo puesto del Grupo B, que tiene al Barcelona asentado en el primer puesto pase lo que pase.

El cuadro de Londres es segundo y el de Milán tercero aunque igualados a puntos. En esta última fecha, el conjunto del argentino Mauricio Pochettino visita al Camp Nou para medirse al Barcelona mientras el Inter recibe al PSV Eindhoven, que ya no se juega nada y que terminará cuarto en todos los casos.

El Tottenham necesita los tres puntos en el Camp Nou para evitar sobresaltos. Un recinto inabordable habitualmente para los visitantes aunque el equipo español no necesita los puntos y Ernesto Valverde puede planear rotaciones para la ocasión.

El Inter necesita ganar al campeón holandés y que el cuadro inglés no sume los tres puntos.

El Shakhtar Donetsk y el Lyon se juegan la otra plaza. Se enfrentan entre sí en Ucrania. El conjunto local necesita el triunfo. Al representante galo le es suficiente con una igualada. El Manchester City, líder del Grupo F, amarrará el primer puesto con un punto contra el Hoffenheim o, incluso, con una derrota si el Lyon no vence.

Además, el Atlético Madrid y el Borussia Dortmund, ambos ya en octavos, deben determinar el primer y segundo lugar. El equipo español depende de sí mismo. Conseguirá su objetivo si gana en Brujas o si el cuadro alemán no gana en Mónaco.

Igual que el Bayern y el Ajax, que juegan entre sí en Amsterdam. El combinado germano será primero con un empate. El holandés debe sumar los tres puntos.

El Juventus será campeón del Grupo H si gana en Suiza al Young Boys o si el Manchester United, segundo, no vence en Valencia. El cuadro de Jose Mourinho necesita el triunfo y que no lo haga el de Turín.

El Real Madrid, que aseguró el primer lugar del Grupo G, no se juega nada. Recibe al CSKA Moscú, que puja con el Viktoria Plzen, que recibe al Roma ya clasificado, por la tercera posición para seguir en Europa.


Anuncio