Anuncio

La directora de la CIA pone al día a Trump sobre el caso Khashoggi

El presidente estadounidense Donald J. Trump participa en la reunión en la Casa Blanca. EFE/Archivo

El presidente estadounidense Donald J. Trump participa en la reunión en la Casa Blanca. EFE/Archivo

EFE

La directora de la CIA, Gina Haspel, se reunió hoy con el presidente, Donald Trump, para informarle sobre su viaje de esta semana a Turquía, donde conversó con autoridades turcas sobre la investigación del asesinato del periodista saudí Jamal Khashoggi.

“El presidente se reunió esta mañana con la directora Haspel, que acaba de regresar de Turquía. Ella informó al presidente sobre sus hallazgos (de las autoridades turcas) y sus conversaciones (con ellos)”, dijo la portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, en un comunicado.

Haspel visitó este martes Ankara para obtener información y documentación sobre el caso de Khashoggi, secuestrado y asesinado en el consulado saudí en Estambul el pasado 2 de octubre.

El diario progubernamental turco “Sabah” aseguró ayer que altos cargos de los servicios secretos turcos, el MIT, le mostraron a Haspel numerosas pruebas del asesinato, entre ellas una grabación de audio.

Sin embargo, no ha se ha confirmado oficialmente que exista tal grabación, y la semana pasada el Gobierno turco desmintió que hubiera compartido registros de audio con las autoridades estadounidenses.

El Gobierno turco no ha hecho comentarios oficiales sobre la visita de Haspel ni sobre sus reuniones en Ankara, pero según el diario Sabah, fue recibida por los máximos cargos del MIT.

Trump, que en un principio distanció a la corona saudí de los hechos, ha aumentado esta semana sus críticas a sus aliados, al considerar que “encubrieron” el asesinato de Khashoggi y que la operación en su conjunto fue “un completo fiasco”.

No obstante, el mandatario no ha cuestionado por ahora la afirmación del príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman, de que no tuvo nada que ver con los hechos, ni siquiera después de que la Fiscalía General saudí admitiera que el asesinato fue premeditado.

El secretario de Estado, Mike Pompeo, anunció esta semana una primera represalia por el suceso: la revocación de los visados de los implicados en la muerte de Khashoggi.


Anuncio