Expresidente de la Cámara de Representantes de Puerto Rico votará contra legalizar máquinas

EFE

El expresidente de la Cámara de Representantes de Puerto Rico, José Aponte Hernández, dijo hoy que votará en contra de cualquier medida que viabilice la legalidad de las máquinas de entretenimiento para adultos.

"He sido consistente durante toda mi trayectoria por el servicio público de rechazar que se legalice este tipo de mal llamadas máquinas de vídeo-juego para adultos que están siendo utilizadas por menores en los negocios. Hoy reitero mi oposición a cualquier medida que viabilice la propuesta de Caribbean Cage y otros, o la de los dueños de locales, la legalización de estos juegos de azar, que le causarían al pueblo de Puerto Rico mucho más gastos que beneficios", sentenció.

El legislador del gubernamental Partido Nuevo Progresista (PNP), añadió que no cree que los "alegados beneficios económicos, en termino de ingresos al erario, de legalizar estas maquinitas se logren materializar, tal como nunca llegó a concretarse, ni tan siquiera estuvo cerca, las fantasiosas proyecciones de ingresos que brindó la pasada administración con el proyecto de este tipo de maquinitas en el hipódromo Camarero o las instaladas en el aeropuerto internacional Luis Muñoz Marín, que, de hecho, fueron removidas".

"Lo que sí puedo dar constancia es que existen datos reales y verificables que la legalización de estas maquinitas tendrá un efecto devastador en la salud de nuestra gente y, por ende, un aumento en los gastos del gobierno", dijo.

"Un detallado estudio de la National Coalition Against Legalized Gambling, establece que el costo al gobierno de cada jugador compulsivo ronda entre los 14.006 dólares y 22.077 dólares por año. Esto supera por mucho cualquier proyección de ingresos que se ha brindado en relación con la operación de estas maquinitas. No es un negocio viable para Puerto Rico y yo me opongo al mismo", dijo el líder estadista.

"Si a estos costos le añadimos lo que representará en el área de seguridad, donde tan siquiera se habla de establecer el back ground check que se hace a los dueños de casinos para los dueños de las máquinitas y locales, ni control sobre jugadores dudosos, en momentos donde la Policía enfrenta una baja en efectivos y recursos, colocamos a nuestra gente contra la pared", añadió el representante.

Por último, Aponte subrayó que un estudio abarcador de la respetada firma Spectrum, encomendado por la Compañía de Turismo en el año 2009, estableció que, con la eliminación de todas las maquinitas ilegales de la calle, el gobierno podría obtener unos 171,7 millones de dólares adicionales en ingresos.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
50°