López Obrador dice que Slim planteó "hacerse cargo" de nuevo aeropuerto

EFE

El presidente electo Andrés Manuel López Obrador dijo hoy que las obras del nuevo aeropuerto de México requerirían 4.655 millones de dólares de presupuesto público que su gobierno no podría aportar, pero afirmó que empresarios encabezados por Carlos Slim han planteado "hacerse cargo" de la inversión.

En un vídeo publicado en sus redes sociales, el izquierdista señaló que, hasta el momento, su equipo tenía el dato de que Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM), en el municipio de Texcoco, era "autofinanciable", dado que se podía "concesionar" y así no requerir dinero del presupuesto.

Sin embargo, de acuerdo con un informe que le entregó el próximo secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, "ahora resulta que sí".

"Hace unos cuantos días se hizo una reunión del Fideicomiso (del Aeropuerto de la Ciudad de México) y se están solicitando 88.000 millones de pesos (4.655 millones de dólares) del presupuesto público", aseveró López Obrador, quien tomará el poder el próximo 1 de diciembre.

"Esto no es posible; nosotros no podríamos financiar esto", ahondó.

El político indicó que, no obstante, tiene "información de que empresarios como Carlos Slim y otros que tienen obras en el aeropuerto de Texcoco" están planteando que las obras se pueden concluir con "un costo menor" si los materiales se compran en México.

"Lo que plantea Slim y un grupo es que se pueden reducir los costos y, lo que más importa, que podrían hacerse cargo de la inversión, sin que se utilicen recursos del presupuesto. En ese caso, sí, podríamos considerar la posibilidad de continuar con la construcción en Texcoco y no cancelar la obra", añadió el líder del Movimiento Regeneración Nacional (Morena).

Recordó que, de todas formas, "va a ser la gente la que va a decidir" el futuro del nuevo aeropuerto en la consulta planeada para finales de mes, previsiblemente el 28 de octubre, si bien aún no se ha detallado cómo será la dinámica.

En dicha consulta, los ciudadanos decidirán si prefieren que continúen las obras del NAIM o si quieren que se interrumpan y siga operando el aeropuerto actual, que combinaría sus actividades con la base aérea de Santa Lucía, actualmente de uso militar.

El presidente electo también destacó que en el reporte que le entregó Jiménez Espriú se especifica que el avance de las obras del NAIM no es del 35 %, como hasta ahora se había dicho, sino que es "del 20 % nada más".

Asimismo, subrayó que "pase lo que pase" en la consulta se debe atender "la saturación del actual aeropuerto" capitalino, en el que el tráfico aéreo seguirá creciendo.

"Vamos a tener, necesariamente, que habilitar el aeropuerto de Toluca y otros aeropuertos, posiblemente el de Puebla, el de Morelos", apuntó.

El costo total de la obra del NAIM es de aproximadamente 13.300 millones de dólares, de acuerdo con el actual gobierno de Enrique Peña Nieto, si bien el equipo de López Obrador ha aumentado esta cifra hasta los 16.000 millones de dólares.

De acuerdo con una encuesta publicada hoy por Consulta Mitofsky, el 64,9 % de los mexicanos está "poco o nada interesado" en participar en la consulta sobre el futuro del NAIM.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
63°