Anuncio

La ONU reitera que nombrará un adjunto a la Cicig, pero Velásquez continúa

La ONU reiteró hoy que trabaja en el nombramiento de un comisionado adjunto para la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), pero dejó claro que el colombiano Iván Velásquez sigue al frente de ésta. EFE/Archivo

La ONU reiteró hoy que trabaja en el nombramiento de un comisionado adjunto para la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), pero dejó claro que el colombiano Iván Velásquez sigue al frente de ésta. EFE/Archivo

EFE

La ONU reiteró hoy que trabaja en el nombramiento de un comisionado adjunto para la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig), pero dejó claro que el colombiano Iván Velásquez sigue al frente de ésta.

“Sabemos que hay distintas versiones, pero el comisionado Iván Velásquez continúa sirviendo en su puesto y está fuera del país”, explicó Florencia Soto, portavoz de la organización.

La portavoz se expresó así preguntada por unas palabras del presidente de Guatemala, Jimmy Morales, quien hoy aseguró haber acordado con el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, la sustitución de Velásquez.

El Gobierno guatemalteco ha solicitado a la ONU en varias ocasiones el reemplazo del jefe de la Cicig, pero hasta ahora la organización siempre ha respaldado la labor del colombiano.

El mes pasado, Guterres rechazó una nueva petición de Morales, asegurando que no encuentra “razón para retirar la confianza existente en el comisionado Iván Velásquez”, al que Guatemala impide regresar al país.

La ONU, sin embargo, accedió a nombrar en consultas con el Gobierno un comisionado adjunto para que continúe el trabajo de la Cicig ante la situación actual.

“Estamos en proceso de consultas sobre el nombramiento, de manera expedita, de un comisionado adjunto. Se mantendrá informadas a las autoridades del proceso de nombramiento”, recalcó hoy la portavoz.

Morales se reunió con Guterres el pasado 25 de septiembre, aprovechando su viaje a Nueva York para intervenir ante la Asamblea General de Naciones Unidas.

En su discurso ante ese foro, el presidente guatemalteco acusó a la Cicig de “montar un sistema de terror” en el país y de ser “una amenaza para la paz”, al perseguir, investigar y acusar al que piensa diferente, lo que ha levantado una polarización similar a la del conflicto armado en la década de 1980.

El pasado 31 de agosto Morales anunció que no otorgaría la sexta prórroga al mandato de la Cicig, que expira en septiembre de 2019, y el 4 de septiembre ordenó impedir el ingreso al país Velásquez, a quien consideró un “peligro” para la seguridad nacional y el orden público.

La confrontación entre el Gobierno de Guatemala y la Cicig se remonta a cuando la Comisión señaló al hijo y al hermano del presidente Morales de un caso de fraude -y lavado de dinero, en el caso del hermano- al Estado en 2013.

Desde entonces, el presidente ha intentado una y otra vez minar el trabajo y la estancia de la Cicig, la cual, junto al Ministerio Público, han señalado en dos ocasiones a Morales por haber incurrido en el delito de financiación electoral ilícita durante la campaña de 2015 que lo llevó al poder.


Anuncio