Anuncio

La inflación en la OCDE se mantuvo estable en el 2,9 % en agosto

Ciudadanos realizan sus compras. EFE/Archivo

Ciudadanos realizan sus compras. EFE/Archivo

EFE

La inflación interanual se mantuvo sin cambios en el 2,9 % en agosto en la OCDE, como el mes precedente, con una ralentización de la energía que se vio compensada por un repunte de los alimentos.

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) explicó hoy en un comunicado que el incremento interanual de los precios de la energía fue del 10,2 % en agosto, frente al 11,1 % constatado en julio.

Por el contrario, el alza de los alimentos fue del 2 %, frente al 1,8 %, de forma que la inflación subyacente (que excluye los elementos más volátiles que son la energía y los alimentos) repitió en el 2,1 %.

Entre los grandes países miembros, la inflación general siguió estable en Francia (2,3 %) o en Alemania (2 %), mientras que se ralentizó ligeramente en Estados Unidos (dos décimas, al 2,7 %), en Canadá (dos décimas al 2,8 %), en España (una décima al 2,2 %) o en el conjunto de la zona euro (una décima al 2 %).

En el caso de España, esa cifra tiene que ver sobre todo con el fuerte incremento de la energía (11,1 %) ya que la inflación subyacente se quedó en el 0,8 %, inferior incluso a la de la zona euro (1 %).

Hubo aceleraciones de la inflación en Italia (una décima más, al 1,6 %), Reino Unido (una décima al 2,4 %) o, más claramente, en Japón (cuatro décimas al 1,3 %).

Los países de la organización con las tasas de inflación más elevadas en agosto fueron Turquía (17,9 %), México (4,9 %), Estonia (3,6 %) y Hungría (3,4 %).

Y entre los miembros del G20, una vez más destacó Argentina con un 34,4 %, que además tuvo una subida notable desde julio (31,2 %). El ascenso en Argentina ha sido ininterrumpido desde que la OCDE empezó a publicar sus estadísticas en diciembre de 2017 (entonces era del 24,8 %).


Anuncio