Anuncio

Autoridades Guadalupe y Barbados cierran colegios por tormenta tropical Kirk

Las autoridades de Dominica, Guadalupe y Barbados ordenaron hoy el cierre de sus instituciones educativas debido a la tormenta tropical Kirk que a su paso por algunas islas de las antillas ha dejado inundaciones. EFE/Archivo

Las autoridades de Dominica, Guadalupe y Barbados ordenaron hoy el cierre de sus instituciones educativas debido a la tormenta tropical Kirk que a su paso por algunas islas de las antillas ha dejado inundaciones. EFE/Archivo

EFE

Las autoridades de Dominica, Guadalupe y Barbados ordenaron hoy el cierre de sus instituciones educativas debido a la tormenta tropical Kirk que a su paso por algunas islas de las antillas ha dejado inundaciones.

En declaraciones a medios locales, la ministra de Educación de Barbados, Santia Bradshaw, dijo que desde ayer se mantienen cerrados todos los centros educativos, desde infantiles hasta la universidad.

Bradshaw explicó que el paso y la cola de Kirk “nos han dejado fuertes lluvias y vientos, además de inundaciones” en buena parte de la isla, de hasta 15 centímetros, por lo que no es “seguro” acudir a los centros educativos.

A ello se une el hecho de que algunas escuelas están habilitadas como refugios aunque la asistencia a los mismos es “reducida”.

Los funcionarios públicos, pendientes ayer ante la posibilidad de no tener que acudir a sus puestos de trabajo hoy, han sido advertidos de que si deberán acudir.

Por su parte, las autoridades de Guadalupe han determinado alargar para hoy, viernes, el cierre de las escuelas ordenado por el paso de la tormenta y han declarado la alerta por inundaciones.

Dominica y Santa Lucía -donde algunas zonas aún siguen sin luz-, según los servicios de socorro locales, han sufrido daños causados por la caída persistente de lluvia como severas inundaciones, de hasta 20 centímetros, pero no se han reportado otros percances.

En Dominica el Servicio Nacional de Meteorología anunció que los colegios permanecerán cerrados pero los profesores si deberán regresar a las aulas.

Los servicios meteorológicos retiraron ya sus avisos de tormenta tropical para Barbados, Dominica, Martinica y Guadalupe y ahora solo quedan en efecto uno para Santa Lucía y otro de vigilancia para San Vicente y las Granadinas.

Ante la inestabilidad en las condiciones del tiempo por el paso al sur de Puerto Rico de la depresión tropical Kirk, el comisionado del Negociado para el Manejo de Emergencias y Administración de Desastres (NMEAD), Carlos Acevedo, exhortó a la precaución durante el fin de semana y advirtió de vigilancia por inundaciones repentinas y corrientes marinas y posibilidad de deslizamientos.

“El paso de Kirk como depresión tropical al sur de Puerto Rico, deteriorará significativamente las condiciones climatológicas para toda la isla. Además, un mal tiempo relacionado al sistema subtropical Leslie, afectará las condiciones marítimas al norte de Puerto Rico”, explicó el funcionario en un comunicado.

El Servicio Nacional de Meteorología (SNM) emitirá una serie de alertas para distintos sectores de Puerto Rico, con el fin de que la ciudadanía se mantenga protegida.

Así, habrá vigilancia de inundaciones repentinas desde el viernes a las 18.00 horas hasta el sábado a las 20.00 hora local.

Vigilancia de inundaciones costeras (especialmente para la costa norte), entre mañana a las 18.00 horas y el domingo a las 18.00 hora local, así como advertencia de resaca fuerte (para la costa norte) entre el viernes a las seis de la mañana hasta el lunes a la misma hora.

Riesgo alto para corrientes marinas (para todas las costas) entre mañana a las seis de la mañana hasta el lunes a la misma hora.

Los expertos han indicado que existe un alto riesgo de inundaciones repentinas a través de la mitad este de Puerto Rico, así como riesgo de deslizamientos en áreas de terreno empinado.

Se esperan acumulaciones que fluctuarán entre 1 a 4 pulgadas de lluvia y algunos sectores en el este y sureste podrían recibir hasta 6 pulgadas (unos 15 centímetros).

Por otro lado, habrá vientos en ráfagas entre 25 y 35 millas por hora (entre alrededor de 40 y 56 kilómetros hora)

En cuanto a la situación en las costas, el SNM anticipa oleaje peligroso de entre 8 y 12 pies (entre 2,4 y casi cuatro metros) a través de las aguas del Atlántico, así como de entre 6 y 8 pies (alrededor de 1,8 y 2,4 metros) en el Mar Caribe.


Anuncio