Anuncio

Presentan guía de atención a desplazados a casi un año del huracán María

Un nuevo estudio divulgado hoy en Orlando, Florida, resalta la creación de centros de asistencia como la forma más eficiente de ayudar a futuros refugiados de desastres naturales, a casi un año de la devastación causada por el huracán María en Puerto Rico. EFE/ARCHIVO

Un nuevo estudio divulgado hoy en Orlando, Florida, resalta la creación de centros de asistencia como la forma más eficiente de ayudar a futuros refugiados de desastres naturales, a casi un año de la devastación causada por el huracán María en Puerto Rico. EFE/ARCHIVO

EFE

Un nuevo estudio divulgado hoy en Orlando, Florida, resalta la creación de centros de asistencia como la forma más eficiente de ayudar a futuros refugiados de desastres naturales, a casi un año de la devastación causada por el huracán María en Puerto Rico.

La guía “Cuando los desastres ocurren, las maneras más prácticas y eficientes para ayudar a la estabilización de los desplazados por desastres naturales” fue divulgada este miércoles durante una conferencia de prensa en la que participaron legisladores de Florida, Nueva York y Connecticut.

El estudio, considerado el primero en reunir las experiencias aprendidas tras el paso de los huracanes Irma y María, ambos de 2017, fue expuesto por representantes de Local Progress, una red nacional de oficiales electos y organizaciones comunitarias que trabajan bajo el paraguas del Center por Popular Democracy, que a su vez cuenta con afiliados en 34 estados y en Puerto Rico.

“Básicamente es una guía con las mejores prácticas sobre cómo ayudar de forma eficiente y rápida a los desplazados, porque puede ocurrir de nuevo”, dijo Julio López, del Center for Popular Democracy y codirector de campañas comunitarias que abogan por una justa recuperación de la isla.

El “manual” enfatiza en que las ciudades y las municipalidades concentren esfuerzos en satisfacer de manera inmediata las necesidades de los puertorriqueños recién llegados, tanto en lo referente a la vivienda como en el acceso a la salud, educación, la búsqueda de trabajo y el soporte con el idioma.

A dos días de que concluya la asistencia federal de la Agencia para el Manejo de las Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés), se presenta el estudio para emergencias como la que ocasionó María, un meteoro que desplazó a miles de puertorriqueños hacia estados como Nueva York, Connecticut y Florida.

“Como oficiales electos tratamos de trabajar en proyectos que resuelvan los problemas a largo plazo”, dijo Víctor Torres, senador estatal por el distrito 19 de Florida.

“Pedimos a FEMA implementar el programa de (vivienda) a largo plazo, pero se negaron”, afirmó Torres.

“En Florida vive más de un millón de puertorriqueños y la mayoría están en el centro, en Orlando, aunque también en Miami, por lo que enfrentamos los mayores desafíos de vivienda, trabajo y educación”, argumentó el senador y añadió que uno de sus planes se basa en acopiar más fondos para el aprendizaje del inglés.

Ciudades como Hartford, en Connecticut, están al borde la bancarrota, a pesar de pertenecer a un estado rico, según dijo en la conferencia de prensa la concejal Wildaliz Bermúdez.

“A Connecticut llegaron unos 13.000 desplazados por el huracán María. Unos 450 son nuevos estudiantes, por lo que también hemos estado lidiando con el desastre”, indicó Bermúdez.

Según sus palabras, el estado cuenta con una lista de espera de cuatro años para viviendas subsidiadas.

“No es por fabricar excusas: estamos enfrentando dificultades económicas muy severas (...). Estamos al borde de cerrar varias escuelas por falta de maestros que sepan español”, aseguró Bermúdez a Efe.


Anuncio