Anuncio
Share

Compañía de exabogado de Trump, acusada de expulsión irregular de inquilinos

Michael Cohen, el exabogado personal del presidente Donald Trump, está bajo escrutinio de la ciudad de Nueva York por denuncias de que el grupo de inversión que dirige falsificó permisos de construcción para sus edificios con el objetivo de expulsar a inquilinos con alquiler controlado. EFE/Archivo

Michael Cohen, el exabogado personal del presidente Donald Trump, está bajo escrutinio de la ciudad de Nueva York por denuncias de que el grupo de inversión que dirige falsificó permisos de construcción para sus edificios con el objetivo de expulsar a inquilinos con alquiler controlado. EFE/Archivo

EFE

Michael Cohen, el exabogado personal del presidente Donald Trump, está bajo escrutinio de la ciudad de Nueva York por denuncias de que el grupo de inversión que dirige falsificó permisos de construcción para sus edificios con el objetivo de expulsar a inquilinos con alquiler controlado.

De acuerdo con la organización Housing Rights Initiative, que defiende derechos de inquilinos y presentó un informe basado en récords de la ciudad y el estado sobre las quejas de los residentes de esos edificios, las supuestas falsificaciones tienen que ver con tres edificios en Manhattan, informa hoy The New York Times.

Aseguran que el grupo de inversión The Cohen Group no notificó al Departamento de Edificios, como exige la ley, que tenían inquilinos que pagaban alquileres controlados por la ciudad, de acuerdo con el medio.

Alegan que en su lugar informaron que los edificios estaban vacíos o no tenían inquilinos con alquiler regulado, que limita el precio que propietarios puedan cobrar y las razones por las cuales los pueden desalojar.

En Nueva York, para obtener un permiso de construcción para un edificio los dueños tienen que notificar a la ciudad sobre el número de inquilinos que ocupan apartamentos o de unidades con alquiler controlado.

La medida tiene como objetivo evitar el acoso de dueños de edificios que intentan sacar a sus inquilinos con alquileres protegidos de los apartamentos para tratar de rentar las viviendas a un precio mayor.

De acuerdo con Housing Rights Initiative, los inquilinos de esos edificios presentaron quejas a la ciudad sobre las condiciones en que vivían durante los trabajos de construcción que probaban que estaban habitados.

La organización presentó un informe sobre el grupo que lidera Cohen basado en las quejas de inquilinos sobre ruidos y el polvo causado por los trabajos de construcción.

Según el director ejecutivo de Housing Rights Initiative, Aaron Carr, el grupo de Cohen comenzó una campaña deliberada para acosar sistemáticamente y sacar a los inquilinos de sus apartamentos “usando prácticas de construcción destructivas, peligrosas e ilegales” y luego aumentar el alquiler, indica el Times.

Carr subrayó además los fallos de las agencias de la ciudad de Nueva York, que “aprobó permisos de construcción falsificados pese a haber recibido quejas de los inquilinos de esos edificios”.

The New York Times informó asimismo que la compañía constructora de Charles Kushner , padre de Jared Kushner, asesor y yerno del presidente Donald Trump, fue multada por la ciudad en 210.000 dólares por las mismas prácticas de permisos de construcción.

El Departamento de Edificios le impuso la multa basada en 42 violaciones por información falsa relacionada con 17 edificios. Una portavoz de la empresa aseguró al diario que se trató de “errores de papeleo”. La empresa puede acudir ante un juez para responder a la acusación.

Ni las compañías de Cohen o Kushner han sido citadas por la ciudad por acoso de inquilinos.


Anuncio