Anuncio

Trump y Putin hablarán en su cumbre de la renovación de su tratado nuclear

El presidente estadounidense, Donald J. Trump, saluda desde el Pórtico Norte de la Casa Blanca, en Washington (EEUU), hoy, 5 de julio de 2018. Trump viaja hoy a Montana para asistir a un mitin. EFE

El presidente estadounidense, Donald J. Trump, saluda desde el Pórtico Norte de la Casa Blanca, en Washington (EEUU), hoy, 5 de julio de 2018. Trump viaja hoy a Montana para asistir a un mitin. EFE

EFE

El presidente, Donald Trump, y su homólogo ruso, Vladímir Putin, hablarán probablemente en su cumbre del próximo 16 de julio en Helsinki sobre la posibilidad de renovar durante cinco años más el tratado Nuevo START de reducción de armas nucleares, que expira en febrero de 2021.

El control de armas estratégicas será uno de los temas centrales en la primera cumbre bilateral entre Trump y Putin, según aseguró hoy un alto funcionario que pidió el anonimato.

“Eso incluirá probablemente una conversación sobre el Nuevo START, y probablemente, dado que la fecha límite de febrero de 2021 está a la vuelta de la esquina, tendremos que tomar una decisión sobre si se renovará durante otros cinco años”, afirmó el alto funcionario en una conferencia de prensa telefónica.

Ese tratado, firmado en 2010 entre el entonces presidente Barack Obama con su homólogo ruso Dmitri Medvédev, buscaba limitar el arsenal nuclear de las dos potencias de forma paritaria, y aunque tenía una vigencia de diez años, es posible prolongarlo de mutuo acuerdo por un máximo de cinco más.

El funcionario subrayó que ambos países “han cumplido el objetivo” establecido en el tratado, que limitaba a un máximo de 1.550 el número de cabezas nucleares estratégicas para cada uno de los dos signatarios, lo que supone un logro “muy importante”.

No está claro si Trump dará su visto bueno a una renovación del tratado, dado que durante una llamada telefónica con Putin en febrero de 2017, aseguró que ese era uno de los malos acuerdos negociados por su antecesor, Barack Obama, según informes de prensa.

El nuevo asesor de seguridad nacional de Trump, John Bolton, también ha sido muy crítico con el acuerdo en los últimos años, y en 2010 publicó un artículo que en el que calificaba el tratado de “error” que llevaría al “desarme unilateral” de EE.UU.

En la conversación sobre control de armas es posible que entre también la preocupación de Washington sobre el respeto de Moscú al tratado de eliminación de misiles nucleares de medio y corto alcance (INF), que data de 1987.

“Hay pruebas de que Rusia está violando el tratado INF y queremos que se hagan responsables de ello”, afirmó el citado funcionario.

El embajador en Rusia, Jon Huntsman, confirmó hoy que Trump planea hablar con Putin de las “actividades perniciosas” de Rusia en Europa, además de sobre su supuesta injerencia en las elecciones presidenciales de 2016.

“El presidente cree que mejorar la relación con Rusia sería bueno tanto para Estados Unidos como para Rusia, pero la pelota realmente está en el campo de Rusia, y el presidente seguirá haciendo que Rusia rinda cuentas por sus actividades perniciosas”, afirmó Huntsman en la misma conferencia de prensa telefónica.

Preguntado por qué Trump ha sido mucho menos contundente que sus asesores a la hora de condenar la supuesta injerencia electoral de Moscú, el funcionario que pidió el anonimato respondió que el mandatario “ha hablado de ello a su manera”.


Anuncio