Anuncio
Share

México se alista para una gran muestra que repasa 2.000 años de cristianismo

Una mujer observa la obra "Cristo Crucificado" del italiano Gian Lorenzo Bernini. EFE/Archivo

Una mujer observa la obra “Cristo Crucificado” del italiano Gian Lorenzo Bernini. EFE/Archivo

EFE

México acogerá desde la próxima semana la magna exposición “Vaticano: De San Pedro a Francisco. Dos mil años de arte e historia”, un recorrido por la historia del cristianismo a través de 180 piezas provenientes del Vaticano y de recintos de México.

A través de objetos litúrgicos y obras artísticas de artistas de la talla de Gian Lorenzo Bernini, Tiziano Vecellio o Rafael Sanzio, la exhibición repasa por los acontecimientos más importantes de la cultura cristiana con importantes piezas y documentos eclesiásticos que son Patrimonio de la Humanidad.

El presidente inaugurará la exhibición este lunes 18 de junio y la muestra abrirá sus puertas al público dos días después en el Antiguo Colegio de San Ildefonso de la Ciudad de México.

En una conferencia de prensa celebrada a finales de mayo, la secretaria de Cultura del país, María Cristina García Cepeda, insistió en que la exposición reafirma la importancia de los lazos culturales que México ha establecido con el mundo.

En ese sentido, el evento llega a México cuando se cumplen 25 años desde que el Gobierno del país y la institución eclesiástica establecieran relaciones diplomáticas, el 21 de septiembre de 1992.

Esta completa historia del cristianismo inicia con San Pedro y termina con el actual papa Francisco, repasando otros momentos de enorme importancia para los fieles como el Circo de Nerón o la construcción de la Basílica Vaticana.

Entre las obras, destacan “Fragmento de vaso con volutas y thiasos dionisíaco en relieve”, del último cuarto del siglo I antes de Cristo o el “Retrato del emperador Tiberio”.

El recorrido se desarrolla en orden cronológico y está compuesto por un espacio introductorio que precede a cinco núcleos temáticos.

Asimismo, para adentrar a los espectadores en los diferentes núcleos se tomaron algunos detalles de interiores y exteriores de la arquitectura vaticana, sus estilos y colores.

Infografías, vídeos, animaciones y audios enriquecerán la propuesta.

Según aseguró a Efe García Cepeda en mayo, la muestra es excepcional porque hay pieza facilitadas por los museos vaticanos que “nunca habían salido” de allí.

Estas obras estarán en un total de nueve salas con más de 1.650 metros cuadrados, compartiendo ese espacio con obras de museos mexicanos, como por ejemplo el retrato de Sor Juana Inés de la Cruz.

Más allá de la temática religiosa, la secretaria de Cultura se mostró “segura de que es una exposición que a todo público va a sorprender”.

“Estoy convencida de que el arte y la cultura es el diálogo más franco que puede existir entre los seres humanos. Esta es una gran exposición de arte y el arte comunica, el arte une, el arte nos brinda paz y armonía”, sostuvo.


Anuncio