Advertisement
Share

Inmigrantes pueden paliar escasez de personal médico bilingüe en California

Una enfermera anota los signos vitales de una paciente. Los inmigrantes latinos pueden ser una parte importante en la solución de la escasez de personal médico y hospitalario que hable español en California, ya que una ley estatal les permite obtener sus licencias para ejercer su profesión aun siendo indocumentados. EFE/Archivo

Una enfermera anota los signos vitales de una paciente. Los inmigrantes latinos pueden ser una parte importante en la solución de la escasez de personal médico y hospitalario que hable español en California, ya que una ley estatal les permite obtener sus licencias para ejercer su profesión aun siendo indocumentados. EFE/Archivo

EFE

Los inmigrantes latinos pueden ser una parte importante en la solución de la escasez de personal médico y hospitalario que hable español en California, ya que una ley estatal les permite obtener sus licencias para ejercer su profesión aun siendo indocumentados

Cerca de 7 millones de californianos carecen de acceso adecuado a un médico familiar y una gran proporción de ellos habla sólo español, según datos recientes del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE.UU.

Más de un tercio de la población de California (38.9%) es latina y uno de cada cinco residentes tienen conocimiento limitados de inglés, de acuerdo con proyecciones del censo en 2017.

No obstante, sólo el 7% de los médicos en el Estado Dorado son latinos al igual que sólo 8% de las enfermeras, informó la Junta Médica estatal.

Para enfrentar esta situación, la Escuela de Medicina David Geffen de la Universidad de California Los Ángeles (UCLA) desarrolla desde 2007 un programa que recluta médicos formados en países de habla hispana para ayudarlos en su acreditación profesional en EEUU.

El Programa Internacional Médicos Graduados (IMG) guía durante dos años a sus participantes a validar sus estudios, adquirir su licencia, aprender inglés y lograr una residencia médica en California.

Además es gratuito para los estudiantes, “que incluso reciben un dinero mensual para que no tengan que trabajar mientras realizan estudios”, según informó a Efe Patrick Dowling, director de Medicina Familiar de UCLA y director ejecutivo adjunto de la iniciativa.

La forma como estos médicos extranjeros “pagan” por su preparación es “sirviendo a la gente de este estado”, señaló, en alusión al compromiso de trabajar posteriormente por un tiempo en un área calificada de “subatendida médicamente” en California.

Por su parte, el consulado mexicano en Los Ángeles ha realizado una serie de foros informativos sobre la ley SB 1159, aprobada por la legislatura estatal hace dos años y que permite que personas sin seguro social puedan obtener una licencia profesional “en 42 diferentes burós de profesiones”, como explicó a Efe Adriana Argáiz, cónsul de Asuntos Comunitarios de dicha oficina.

“Las profesiones médicas son muy requeridas en este país y si una persona, que quizá es indocumentada, tiene una licencia para ejercer medicina probablemente se le abra una puerta para que alguna institución la ayude”, comentó Argáiz.

Casi todos los sectores de California están calificadas por el Gobierno federal como áreas de escasez de médicos primarios, lo que significa que tienen menos de un médico para atención primaria por cada 3.000-3.500 residentes.

Otra importante ventaja de estos médicos extranjeros hispanoparlantes es que “entienden no sólo el lenguaje sino la cultura del paciente”, lo que ayuda al profesional de la salud a obtener mejor información de sus atendidos y a que ellos sean más receptivos a las recomendaciones médicas, destacó Dowling.

Al igual que los médicos y los cirujanos, otros profesionales de la salud como enfermeros, parteras, psicoanalistas de investigación o personas que trabajan con temas del sueño (polisomnografía) pueden obtener sus licencias en California tras la puesta en vigor de la ley.

Aunque una persona indocumentada no puede ser contratada para trabajar, si puede ejercer su profesión corporativamente a través de su propia organización, destacó Argáiz.

La ley SB 1159, que comenzó a regir en California en 2017, permite que “las personas que no tienen seguro social pueden obtener una licencia profesional en más de 40 profesiones presentando su ITIN e identificación”, recordó en el consulado mexicano.

Por otra parte, los médicos que buscan obtener una licencia para ejercer en estas áreas de escasez tienen prioridad en su proceso, informó a Efe la Junta Médica estatal.

“Si ha recibido o aceptado una oferta de empleo para trabajar en un área de California formalmente designada como área marginada o población desatendida, la Junta le dará prioridad a la revisión y al procesamiento de su aplicación para licencia como médico o cirujano”, dijo el organismo.

Para finales de 2017, el programa IMG había graduado a 118 estudiantes, de los cuales “todos excepto cinco encontraron trabajos en California”.

La mayoría de graduados provenían de Latinoamérica y el Caribe, y con una gran mayoría de mexicanos.

Videos de Hoy

×
Nunca es demasiado tarde para dejar de fumar On Now

Nunca es demasiado tarde para dejar de fumar

Discriminación en el lugar de trabajo en EE.UU. On Now

Discriminación en el lugar de trabajo en EE.UU.

Clonación de tarjetas en ATMs On Now

Clonación de tarjetas en ATMs

Los automóviles coreanos, japoneses y alemanes superan a los estadounidenses en las principales puntos de seguridad On Now

Los automóviles coreanos, japoneses y alemanes superan a los estadounidenses en las principales puntos de seguridad

1:24

Madres solteras en EE.UU On Now

Madres solteras en EE.UU

0:28

A La Espera De Un Gran Terremoto Por La Falla De San Andrés On Now

A La Espera De Un Gran Terremoto Por La Falla De San Andrés

Rastreadores de fitness son inexactos On Now

Rastreadores de fitness son inexactos

Terapia revierte con éxito el Alzheimer en ratones On Now

Terapia revierte con éxito el Alzheimer en ratones

Una vistazo al traje espacial SpaceX On Now

Una vistazo al traje espacial SpaceX

El chocolate puede disminuir el riesgo de problemas cardíacos On Now

El chocolate puede disminuir el riesgo de problemas cardíacos


Advertisement