Anuncio

EEUU “condena enérgicamente” misiles lanzados por hutíes contra Arabia Saudí

Miembros del ejército yemení lanzando un misil. EFE /Archivo

Miembros del ejército yemení lanzando un misil. EFE /Archivo

EFE

Estados Unidos condenó hoy “enérgicamente” el lanzamiento de misiles balísticos desde Yemen que este domingo alcanzaron Arabia Saudí, causando la muerte de al menos una persona y afectando a varios barrios residenciales, según informaron ayer fuentes oficiales locales.

“Estados Unidos condena enérgicamente los ataques con misiles de los hutíes a diversas ciudades de Arabia Saudí este domingo por la noche”, señaló hoy la portavoz del Departamento de Estado, Heather Nauert, mediante un comunicado.

Asimismo, la representante de la cartera de Exteriores hizo un llamamiento a todas las partes, “incluidos los hutíes”, a que vuelvan a la mesa de negociación para “poner fin a la guerra en Yemen”.

Esta reacción se produce después de que este domingo las fuerzas de Defensa Antiaérea saudíes interceptaran siete misiles balísticos lanzados por los rebeldes del Yemen, según la coalición árabe liderada por Riad, que indicó que los cascotes de uno de los obuses destruidos causó la muerte de un residente egipcio.

Según informó el portavoz de la coalición, Turki al Malki, que responsabilizó a Irán del ataque, tres de los proyectiles se dirigían a la capital del país, Riad, uno a Jamis Mashit, en la provincia de Asir, otro a Nachrán y dos a Yazan.

Washington ha reiterado en numerosas ocasiones su apoyo a Arabia Saudí, país al que considera fundamental a la hora de mantener la estabilidad en la región de la Península Arábiga.

De hecho, la semana pasada el príncipe heredero saudí, Mohamed bin Salman, se reunió en Washington con el secretario de Defensa, James Mattis, y con el presidente Donald Trump, con quien departió sobre diferentes asuntos de seguridad que afectan a Oriente Medio.

El buen estado de las relaciones entre ambos países tiene su reflejo en el flujo comercial entre ambos, especialmente en el sector armamentístico.

De hecho, el año pasado Arabia Saudí fue el mejor cliente de Estados Unidos en este sector tras cerrar la compra de un sistema de defensa antimisiles por valor de 15.000 millones de dólares.


Anuncio