Anuncio

Padres de jóvenes desaparecidos en México fustigan al “Gobierno de mentiras”

Cientos de personas protestan durante la marcha del tercer aniversario de la desaparición de jóvenes estudiantes, por calles de Ciudad de México (México). EFE/Archivo

Cientos de personas protestan durante la marcha del tercer aniversario de la desaparición de jóvenes estudiantes, por calles de Ciudad de México (México). EFE/Archivo

EFE

El Gobierno mexicano se ha dedicado a encubrir irregularidades en el caso de la desaparición de los 43 estudiantes de la Escuela de Ayotzinapa, en lugar de investigar el paradero de los jóvenes, dijo hoy Mario Patrón, abogado de los padres de las víctimas, que tachó al actual Ejecutivo de “Gobierno de mentiras”.

El abogado y los familiares fijaron este viernes su postura frente al documento “Doble justicia. Informe sobre violaciones de derechos humanos en la investigación del caso Ayotzinapa” que ayer presentó la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU-DH).

“Lejos de haber un compromiso institucional para dar con la verdad, y eso significa conocer el paradero de los estudiantes, hay un compromiso por encubrir a los responsables que han recurrido a la ilegalidad”, señaló Patrón en conferencia de prensa.

“La investigación que debió ser la más cuidada, la más pulcra y la que diera resultados, hoy no cabe duda que es la más tachada por ilegalidades, pero sobre todo porque es una investigación basada en la fabricación de una teoría del caso”, añadió.

La posición expresada por los padres es que el actual “es un Gobierno de mentiras”.

"¿Qué podemos esperar de aquí a noviembre que termine este Gobierno? Mentiras”, declaró el letrado, y añadió que “si hay resultados (en las investigaciones) estaremos viendo un cambio de actitud política”.

Recordó que en términos de los procesos judiciales del caso “no hay una sola persona acusada por desaparición forzada; todas están acusadas por delincuencia organizada y si acaso secuestro”.

Consideró este punto relevante ya que la desaparición forzada es perpetrada por autoridad o autoridades vinculadas con particulares, como es el caso de Ayotzinapa.

En referencia a las próxima elección presidencial del 1 de julio, los padres de los desaparecidos señalaron que no están con ningún candidato y en cambio exigieron que los aspirantes fijen una postura sobre el caso de los 43 estudiantes desaparecidos.

“Hasta ahora no se nos ha acercado ninguno de los candidatos, ni tampoco nosotros hemos tenido intención de recibirlos porque de ninguno hemos escuchado postura alguna sobre este crimen y creemos que para cualquier candidato este tema sería prioridad, saber la verdad y hacer justicia en México”, dijo Felipe de la Cruz, familiar de uno de los desaparecidos y vocero de los padres.

El jueves, ONU-DH dio a conocer una investigación basada en análisis forenses y entrevistas con personas implicadas -detenidos, testigos y autoridades- en la que concluyó que hay evidencias de que 34 personas fueron torturadas en la investigación de las desaparición de los 43 jóvenes en el municipio de Iguala el 26 de septiembre de 2014.

Tras las presentación del informe, el Gobierno de México emitió un comunicado en que consideró que el documento no “sustenta” los casos de tortura que denuncia, y que abunda sobre temas ya tratados.

Asimismo, el Ejecutivo denunció que el reporte obvia algunas partes de los expedientes oficiales, si bien reconoció que los casos de tortura existentes en torno a este caso ya han sido reconocidos e investigados oficialmente.

Según la versión oficial, en la noche del 26 de septiembre de 2014 policías corruptos arrestaron en Iguala, en el sureño estado de Guerrero, a los estudiantes y los entregaron a miembros del cártel Guerreros Unidos, que los asesinaron e incineraron sus restos en un vertedero de basura.

Pero los padres de las víctimas y organismos internacionales denunciaron irregularidades en las pesquisas y pidieron que se abran nuevas líneas de investigación, y expertos demostraron científicamente imposible la quema de 43 cuerpos en dicho vertedero.


Anuncio