Anuncio
Share

Senador Dalmau advierte sobre consecuencias del nuevo modelo de salud P.Rico

Vista de una enfermera prepara una vacuna contra la gripe en un hospital de San Juan, Puerto Rico. EFE/Archivo

Vista de una enfermera prepara una vacuna contra la gripe en un hospital de San Juan, Puerto Rico. EFE/Archivo

EFE

El senador del Partido Popular Democrático (PPD) de Puerto Rico, José Luis Dalmau, advirtió hoy que el nuevo modelo de salud propuesto en el Plan Fiscal del gobernador, Ricardo Rosselló, reduce 795 millones en el plan de salud del gobierno, lo que representa “implicaciones directas para los pacientes”.

Las implicaciones se producen tanto en el costo como en el acceso a los servicios médicos.

“Esta determinación levanta serias dudas en cuanto a los servicios de salud que recibirá la gente, el costo de estos servicios en personas médico indigentes y en el pago a los proveedores de servicios de salud, es decir, médicos, hospitales, farmacias y laboratorios”, agregó.

Rosselló, consideró, debe explicar de donde recortará estos 795 millones de dólares “y como se verá afectado el ya deteriorado sistema que tenemos”.

“Esta propuesta, en lugar de resolver la situación la empeora, ya que dejará a miles de personas desprovistas de servicios de salud y los medicamentos que necesitan para tratar sus enfermedades”, explicó Dalmau.

El Plan de Salud del gobierno sirve a 1,2 millones de personas que viven bajo los niveles de pobreza, por lo que este recorte de casi 800 millones de dólares, “dejará a muchos fuera del actual sistema”, aseveró.

Dalmau explicó que durante la pasada campaña electoral el gobernador estableció en su propuesta de gobierno que (“la “piedra angular” de su compromiso en salud era “un sistema de salud donde el paciente sea primero y donde el derecho a la salud tenga rango constitucional”.)

“Nos preguntamos donde quedó esa promesa, ya que este nuevo modelo de salud propuesto, en lugar de brindar mayor acceso a servicios médicos, deja a miles desprovistos”, indicó.

Además, el senador explicó que el Plan Fiscal de Rosselló establece un sistema en el que los beneficiarios que queden en la tarjeta de salud tendrán una “cubierta básica, mínima, costeada por el gobierno y establece que los servicios ‘premium’ tienen que costearlos los pacientes”.

En este sentido, dijo que cuando la vida de un ser querido depende de una cubierta médica, “no hay regular y premium. En otras palabras, si necesitas servicios especializados, tendrás que pagar el plan médico y tendrás que pagar los servicios que ese plan no te cubra”.

Además, el Plan Fiscal propone el uso obligatorio de medicamentos genéricos y llevar este uso al 90 por ciento.

“Esta propuesta tiene múltiples problemas para los pacientes. Una de ellas es que hay medicamentos de marca para tratar ciertas condiciones que no tienen un bio equivalente o genérico, por lo que se requeriría más de un medicamento genérico para atender la condición o sencillamente no hay alternativa. Otra dificultad es que no existe un regulador efectivo para los proveedores de estos medicamentos”, dijo.

Asimismo, el Senador precisó que esta propuesta, “lejos de proteger a los proveedores de servicios de salud, como los médicos, el Plan Fiscal les propone un sistema de salud en el que tendrán tarifas fijas y estandarizar los reembolsos a proveedores, y se plantean topes de ‘capitation’ para hospitales con clasificación de proveedores de especialidades”.

Por último, Dalmau indicó que este Nuevo Modelo de Salud presentado en el Plan Fiscal, “anticipa que la asignación federal de Medicaid no llegará, lo que asume el fracaso de la Comisionada Residente en el tema de Salud”.


Anuncio