Anuncio

EEUU sanciona a líder checheno Kadírov por violar derechos humanos en Rusia

El presidente estadounidense Donald Trump. EFE/ARCHIVO

El presidente estadounidense Donald Trump. EFE/ARCHIVO

El Gobierno impuso hoy sanciones contra el líder checheno, Ramzán Kadírov, estrecho aliado del presidente ruso, Vladímir Putin, y otros cuatro individuos bajo la “Ley Magnitsky” por violación de derechos humanos en Rusia, lo que eleva la cifra total de castigados en virtud de esa norma a 49.

“Continuaremos usando la Ley Magnitsky para actuar de manera agresiva contra flagrantes violadores de derechos humanos en Rusia, incluidos los individuos responsables de asesinatos extrajudiciales, tortura, y otros actos despreciables”, dijo John Smith, director de la Oficina de Control de Activos Extranjeros del Tesoro, en un comunicado.

El abogado ruso Sergei Magnitsky, que da nombre a la norma aprobada por el Congreso en 2012 y que ha sido fuertemente criticada por Putin, fue encarcelado y murió en una prisión de Moscú en 2009 tras investigar un supuesto gran fraude fiscal perpetrado por el Gobierno de su país.

Además de Kadírov, el Tesoro incluyó en la lista de sancionados a Alexei Sheshenya, Yulia Mayorova y Andrei Pavlov, acusados de participar en el fraude fiscal, y Ayub Kataev, funcionario de seguridad de Chechenia.

El comunicado señaló a Kataev como responsable de abusos “contra hombres homosexuales en Chechenia en la primer mitad de 2017".

Como consecuencia, se prohíbe la emisión de visados para viajar a Estados Unidos a estas personas y se congelan los activos que éstos puedan tener bajo la jurisdicción estadounidense.

La ley permite, además, sancionar a los responsables de graves violaciones de derechos humanos cometidas contra quienes tratan de sacar a la luz actividades ilegales de funcionarios rusos o defender las libertades y los derechos humanos en ese país.

En su momento, la llamada “lista Magnitsky” supuso un terremoto para la convulsa relación entre Rusia y Estados Unidos.

Cuando se aprobó la lista, el Kremlin promovió una ley que prohibía la adopción de niños rusos por parte de ciudadanos estadounidenses e imponía serias restricciones para las organizaciones no gubernamentales que pretendiesen trabajar en suelo ruso y fueran originarias de Occidente.


Anuncio