Anuncio
Share

La ONU pide calma y una solución constitucional a la crisis en Zimbabue

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres. EFE/ARCHIVO

La ONU hizo hoy un llamamiento a la calma en Zimbabue y subrayó que la crisis política en el país se debe resolver a través del “diálogo” y dentro del marco constitucional.

A través de un portavoz, el secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, dijo que está siguiendo la situación y pidió “calma, no violencia y moderación” a todas las partes.

“Preservar los derechos fundamentales, incluida la libertad de expresión y asamblea, es de importancia vital”, señaló el portavoz, Farhan Haq.

“El secretario general subraya la importancia de resolver diferencias políticas a través de vías pacíficas y del diálogo y en línea con la constitución del país”, añadió.

Haq admitió que por el momento la situación sobre el terreno en Zimbabue es “un poco confusa” y que la ONU está tratando de recabar más información.

La tensión en el país empezó a escalar en la tarde de ayer, después de que varios tanques fueran vistos en dirección a Harare.

Un día antes, el jefe de las Fuerzas Armadas del país, Constantine Chiwenga, había advertido de que se tomarían “medidas correctivas” si continuaba la purga de veteranos en el partido del presidente, Robert Mugabe, de 93 años y en el poder desde 1980.

Según los medios locales, los edificios oficiales se encuentran sitiados y varios ministros están arrestados.

En un mensaje emitido esta madrugada en la televisión pública, un portavoz de las Fuerzas Armadas aseguró que las operaciones realizadas no suponen una “toma militar” del Gobierno, sino una operación contra “criminales” del entorno del presidente.

En el contexto de fondo de las acusaciones de Chiwenga se encuentra la destitución, la semana pasada, del exvicepresidente Emmerson Mnangagwa, un incondicional del partido y veterano de guerra que sonaba como sucesor del presidente.

Mugabe ha mantenido una conversación telefónica con su homólogo sudafricano, Jacob Zuma, en la que le ha confirmado que se encuentra “encerrado en su casa” y que “está bien”, según informó hoy la televisión pública de Sudáfrica SABC.

Zuma ha anunciado que enviará a Zimbabue al ministro de Defensa, Nosiviwe Mapisa-Nqakula, y al titular de Seguridad, Bongani Bongo, para entrevistarse con Mugabe y con los mandos de las Fuerzas Armadas tras la intervención militar que alimenta los rumores de un golpe de Estado en el país.


Anuncio