Anuncio
Share

Pedaleando en bicigeneradores producen la energía de un festival mexicano

Fotografía del 11 de noviembre de 2017, que muestra a personas montando bicicletas estáticas como parte de las actividades del Sexto Festival Rodante, en el zócalo de Puebla (México). EFE

Pedaleando montados en bicigeneradores de electricidad, los asistentes al festival Rodante de la ciudad mexicana de Puebla producen buena parte de la energía necesaria para la realización de este evento musical y cultural.

En un festival de estas características “el consumo puede llegar a los 10.000 watts”, señala a Efe Pablo Zacarías, director del festival Rodante, que se celebra este sábado y domingo en el centro de Puebla.

Los organizadores esperan que, con el pedaleo de asistentes y curiosos en 23 bicigeneradores repartidos junto al escenario, se produzcan al menos 3.000 watts.

“Cada bicicleta genera alrededor de 100 watts; depende de cuánto pedalee la gente, si es un niño, un adulto o un ciclista profesional”, comenta Zacarías.

El objetivo en unos años, indica el director, es lograr que el festival sea energizado al 100% con bicigeneradores, para lo cual necesitarían unas 150 bicicletas de este tipo.

El funcionamiento de las bicicletas para la generación de energía es similar al de un dinamo como el que “prende tu foco en la bicicleta, pero obviamente que con más energía”, señala Zacarías.

La energía pasa a una máquina donde se concentra y se convierte en “corriente alterna”, señala el director del festival.

El festival Rodante busca promover el uso de la bicicleta como medio de transporte, así como sembrar conciencia entre los asistentes de la cantidad de energía que se requiere para poner en marcha cualquier electrodoméstico de uso común.

“La energía se convierte en buena vibra y, combinada con la música, produce algo innovador”, comenta a Efe Patricia Morales entre pedaleo y pedaleo.

Además, Patricia dice sentirse orgullosa: “Porque como mexicana veo que mi país está a la vanguardia en la generación de energías renovables”.

Bajo el lema “La vida es mejor en bici” este acontecimiento fomenta entre el público el uso de la bicicleta con conferencias y charla de colectivos y asociaciones afines a este medio de transporte ecológico.

Un pedaleo con causa en el que participaron niños, jóvenes, adultos e incluso personas de la tercera edad.

“Es la primer vez que me monto en una bici y se siente bien, el generar energía y poder bajar de peso”, comenta a Efe Javier.

“Aparte de ser un buen ejercicio, estamos cuidando el medio ambiente. (...) Es bueno para la humanidad entera”, agrega José Rafael Martínez.

El proyecto tuvo su origen tras la visita de una banda norteamericana a México.

El grupo Los Ginger Ninjas es cofundador del evento, y en una visita a México recorrieron todo el país en bicicleta desde Baja California, noroeste, hasta Palenque, en el estado de Chiapas.

Junto con Zacarías iniciaron este proyecto que ya cumple su sexta edición en el corazón de la capital del céntrico estado de Puebla.

En San Francisco, Estados Unidos se celebra el Bicycle Music Festival, considerado el “hermano mayor” del Festival Rodante.

En México, a través de este evento se busca el impulso del talento local con la participación de bandas originarias de los estados donde se presenta.

Este año participan en el festival grupos locales del estado de Puebla como Los de Aquino, bandas de la Ciudad de México e internacionales como Onda Vaga de Argentina.

Un evento familiar en el que se promueve la salud, el ejercicio así como el cuidado del medio ambiente a través de energías alternativas.

“Buscamos aprovechamiento de los espacios públicos como espacios culturales”, remarca el director de Rodante.

El festival Rodante comenzó en la Ciudad de México y ha recorrido varias ciudades de la república mexicana como Cholula, en Puebla, o Mérida, en Yucatán.

En la actualidad se celebran dos festivales de este tipo al año aunque se espera llegar a los seis anuales en diferentes puntos de México.


Anuncio