Anuncio

Avance en Senado de EE.UU. contra el “Obamacare” crea incertidumbre en P.Rico

La aprobación en el Senado estadounidense de una resolución para terminar con la reforma sanitaria del "Obamacare" provoca incertidumbre en Puerto Rico, beneficiado por un programa que destinó a la isla más de 1.000 millones de dólares anuales. EFE/ARCHIVO

La aprobación en el Senado estadounidense de una resolución para terminar con la reforma sanitaria del “Obamacare” provoca incertidumbre en Puerto Rico, beneficiado por un programa que destinó a la isla más de 1.000 millones de dólares anuales. EFE/ARCHIVO

La aprobación en el Senado estadounidense de una resolución para terminar con la reforma sanitaria del “Obamacare” provoca incertidumbre en Puerto Rico, beneficiado por un programa que destinó a la isla más de 1.000 millones de dólares anuales.

El presidente del Colegio de Médicos Cirujanos de Puerto Rico, Víctor Ramos, dijo hoy a Efe que la iniciativa de los republicanos en el Senado es un asunto que debe seguirse con atención desde la isla.

Ramos recordó que en Puerto Rico un total de 1,6 millones de personas se benefician de la reforma sanitaria del todavía presidente estadounidense, Barack Obama, popularmente conocida como “Obamacare”, a través del programa Medicaid, conocido a nivel local como Mi Salud, para personas con bajos recursos.

Los fondos del “Obamacare” destinaron a Puerto Rico 5.400 millones de dólares para Mi Salud para el periodo comprendido entre julio de 2011 y septiembre de 2019, según datos del designado presidente de la Comisión de Salud del Senado de la isla, Ángel Martínez.

Esa cantidad sirvió para financiar cerca de la mitad del presupuesto de Mi Salud, según Martínez.

Además, el Gobierno federal entregó a la isla 925 millones de dólares más para ese programa en 2012, apuntó el funcionario.

La representante de Puerto Rico ante el Congreso estadounidense, Jenniffer González, presentó en los pocos días que lleva en el cargo una medida ante el Legislativo en Washington que propone mantener durante el año fiscal 2017 los gastos destinados a la isla de fondos federales para salud en 1.200 millones de dólares hasta que se reemplace el “Obamacare”.

González adelantó que tiene como objetivo que la legislación sobre temas de salud que salga del Congreso estadounidense no perjudique a Puerto Rico y que ya ha contactado al secretario designado de Salud de EE.UU., Tom Price, para abordar el asunto.

El Senado estadounidense aprobó durante la madrugada, con 51 votos a favor y 48 en contra, una resolución que permite a varios comités del Congreso que empiecen a preparar la legislación para terminar con el “Obamacare”.

La iniciativa da respuesta a una de las principales promesas electorales del presidente electo, Donald Trump, y de los principales objetivos de los republicanos desde su aprobación en 2010.

La resolución, aprobada como medida presupuestaria, pide a los comités que tengan lista esa legislación para el próximo día 27, lo que permitiría al Congreso revocar el “Obamacare”.

La Cámara de Representantes, también con mayoría republicana, se espera que apruebe también la medida antes de finalizar la semana.

Las autoridades puertorriqueñas han denunciado desde hace años el que entienden desigualdad trato que recibe Puerto Rico respecto a los 50 estados de EE.UU. en los programas de salud federales y en concreto con Medicaid.

Desde puerto Rico se apunta que en los 50 estados de EE.UU. no existe límite a los fondos que el Gobierno federal provee para Medicaid siempre que el estado provea un porcentaje

En ese programa, la porción que contribuye el Gobierno federal varía del 50 % en los estados más ricos al 80 %, aproximadamente, en los más pobres, mientras que en Puerto Rico hay un límite anual en los fondos federales que se reciben bajo Medicaid.

Puerto Rico cuenta además con el índice de cobertura de Medicare más alto de EE.UU., por lo que constituye un pilar para el sistema de salud local.


Anuncio