Anuncio
Share

Río 2016: Apunta delegación mexicana a 7 preseas

México llevará más atletas a Río 2016 de las que presentó en Londres 2012.

México llevará más atletas a Río 2016 de las que presentó en Londres 2012.

Con una delegación un 20 por ciento mayor a la que acudió a Londres 2012, de México se esperaría en los Juegos Olímpicos de Río 2016 una mayor ganancia de metales respecto a la justa anterior, donde se consiguieron siete preseas, una de ellas dorada.

Sin embargo, siete medallas es la máxima aspiración en Río tanto de la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade) como por la Jefatura de Misión de la Delegación Mexicana.

“Si nuestros atletas compiten muy bien nosotros podemos ganar cinco, seis, siete medallas”, dijo el entonces subdirector de Calidad para el Deporte, Valentín Yáñez.

En la justa brasileña sólo el triatlón, la caminata femenil, el tiro y posiblemente la esgrima por equipos podrían sumarse como disciplinas que podrían aportar podios a la causa tricolor junto con los protagonistas de delegaciones mexicanas que ya son el taekwondo, los clavados y el tiro con arco.

México compite en la primera cita veraniega en Sudamérica con 125 enviados en 27 especialidades, de los cuales 95 son debutantes olÌmpicos.

Estas son las aspiraciones del equipo olÌmpico mexicano.

Potenciales medallistas

Los cuatro exponentes de taekwondo, encabezados por María del Rosario Espinoza, número uno del ranking del orbe y con experiencia de dos participaciones olÌmpicas en las que subió al podio.

Saúl Gutiérrez llega a Río como medallista de bronce mundial, Carlos Navarro arriba como medallista mundial juvenil; ambos ganaron oro en los Juegos Panamericanos de Toronto. Itzel Manjarrez es cuarta del ranking mundial.

La arquera Aída Román, la subcampeona olímpica es de las rivales a vencer en la fosa de brasileña tanto en la prueba individual como por equipos, con Gabriela Bayardo y Alejandra Valencia. El entrenador nacional Lee Wong apostaba por dos preseas en Río, en el entendido de que también clasificara el equipo varonil, aunque no precisó en qué modalidad.

Rommel Pacheco llega como uno de los favoritos en el trampolín individual gracias a su título de campeón de Copa del Mundo y, junto con Yahir Ocampo, son contendientes al podio en la prueba de clavados sincronizados.

Germán Sánchez e Iván García, son los subcampeones olímpicos y mundiales en la plataforma sincronizada, y están entre los principales aspirantes a medalla también en la prueba individual.

Guadalupe González es la revelación en la marcha femenil tricolor tras su plata en la Copa del Mundo, algo que la coloca como aspirante a presea en su debut olÌmpico. La ausencia de las atletas rusas aumenta sus oportunidades.

Al triatleta Crisanto Grajales, además del nivel competitivo que desplegó en el último año, se le abren las posibilidades tras la baja del cinco veces campeón mundial español Javier Gómez.

Aunque la última temporada no fue la mejor para las subcampeonas olímpicas en la plataforma sincronizada, Paola Espinosa y Alejandra Orozco, la experiencia de la primera las coloca como prospectos de podio.

El Tri de futbol llega como campeón defensor. Sin embargo, Brasil quiere ganar el oro en su casa, pues el único tÌtulo que le falta en el futbol es el olímpico.

Por el Top 10

Las calificaciones que ha recibido en los últimos dos años y el subcampeonato en los Juegos Panamericanos de Toronto 2015 impulsan al dueto nacional de nado sincronizado, Nuria Diosdado y Karem Achach, para ubicarse entre las 10 mejores.

La abanderada nacional Daniela Campuzano siempre ha dicho que sus aspiraciones reales en el ciclismo de montaña son un lugar en el Top 10.

La dupla varonil de voleibol de playa de Juan Virgen y Lombardo Ontiveros apela a su buen entendimiento como pareja para terminar entre los 10 mejores en Río.

El título de campeona de los 10 mil metros de los Juegos Panamericanos de Toronto 2015 le permite a la mediofondista Brenda Flores ambicionar una posición entre la decena más destacada.

Daniel Corral, subcampeón mundial en 2013 en caballo con arzones, y Alexa Moreno, pueden destacar en las Finales de las barras paralelas y en el salto de caballo, respectivamente.

La judoca Vanessa Zambotti quiere retirarse con un buen resultado en los que serán sus últimos Juegos Olímpicos.

Pese a no tener logros en el ciclo olímpico, los andarines mexicanos siempre son referencia y dan la pelea. De alguno de los que compiten, ya sea en 20 o 50 kilÛmetros, se espera una buena posición.

El desempeño en los velódromos internacionales ayudó al ciclista de pista Ignacio Prado a llegar a Río, donde espera una actuaciÛn destacada.

Los veleristas Demita Vega y David Mier se apoyan en su experiencia y a que ya conocen la pista olímpica para buscar un buen resultado en Río.

La experiencia en la mejor gira de golf del mundo, el LPGA Tour, da a Gabriela López y Alejandra Llaneza la posibilidad de tener un buen debut olímpico; aunque el presidente de la Federación Mexicana de Golf, Pablo Suinaga, confía en que se obtendrá una medalla.

Las marcas con las que llegan las pesistas tricolores a las tarimas brasileñas les permitan aspirar al diploma olímpico, es decir, ubicarse entre los primeros ocho.

Posibles sorpresas

La ausencia de los rusos podría ayudar al saltador de altura Edgar Rivera a tener un buen resultado, pues ha estado concentrado en un centro de entrenamiento de la IAAF en Alemania. Su mejor marca es de 2.29 metros y en el Mundial de Beijing de 2015 la prueba se ganó con 2.34 m.

Clasificar a seis boxeadores a Río abre la baraja de posibilidades para que alguno de ellos regrese al podio olímpico al pugilismo tricolor, que no obtiene medalla desde Sydney 2000.

El equipo femenil de sable, que en su camino a Río superó a medallistas olímpicos y mundiales, puede llegar lejos en la pista olímpica.

Las tiradoras Alejandra Zavala y Goretti Zumaya han destacado en el serial de Copas del Mundo. Zumaya es campeona de Juegos Panamericanos y llega a RÌo como cuarta del ranking mundial en el rifle de aire a 10 metros.

El pesista Bredni Roque terminó sexto en el mundial de Chicago 2015 y llega a Río 2016 con la segunda mejor marca de 2016 en su categoría, 69 kilos, con un levantamiento total de 336 kilos.

Mínimas posibilidades

Los tiempos del velocista José Carlos Herrera y de los maratonistas, así como las marcas del lanzador de martillo Diego del Real, no les otorgan muchas esperanzas en el atletismo.

Los especialistas en deportes de raqueta nunca han destacado en Juegos Olímpicos, y en Río 2016 no se espera mucho de Lino Muñoz en badminton ni de Marcos Madrid y Yadira Silva en tenis de mesa.

Si bien los nadadores Liliana Ibáñez, Ricardo Vargas y Long Gutiérrez clasificaron con marca A, sus posibilidades de pelear en Finales son reducidas.

El nivel competitivo de sus rivales y la falta de experiencia juegan en contra del canoísta Marcos Pulido, el luchador luchar Alfonso Leyva y los remeros Kenia Lechuga y Juan Carlos Cabrera.

La selección varonil de voleibol de sala jugará en un grupo complicado que le deja pocas posibilidades de avanzar a la segunda ronda: contra Italia, Estados Unidos, Canadá, Francia y los anfitriones.


Anuncio