Anuncio
Share
Otros

¡Arriba los técnicos y los rudos! La evolución de la lucha libre mexicana

¡Arriba los técnicos y los rudos! La evolución de la lucha libre mexicana
(Agenicia Reforma )

El 21 de septiembre de 1933, Don Salvador Lutteroth presentó su primera función de Lucha Libre en la Arena Modelo, instaurándose así el deporte de las llaves y lances. 

Son nueve décadas de pancracio en México, y uno de los grandes referentes de este deporte, Tony Salazar, nos describe la evolución de la lucha libre a través del tiempo.

Los 60
Lo que míticamente se consideraba en las luchas como el súper hombre tuvo su auge en los años 60, cuando el vuelo era la técnica que se utilizaba para acabar con los rivales en turno. Lejos de mostrar desagrado por las planchas de la tercera cuerda, Salazar recuerda cómo las capas de luchadores, destacando las de el Santo o Blue Demon, se elevaban en el ring.

Representantes: Tinieblas, Huracán Ramírez, Mil Máscaras.

Los 70
“La lucha libre de los años 70 fue de las mejores. La técnica era al ras de la lona, no había tantos vuelos, aunque siempre ha habido gente como Black Shadow o “Gorilita” Flores, que volaba. Decir que volaba hacía referencia a las planchas de la tercera cuerda, eran como supermanes.

“La lucha siempre ha sido el arte de atacar y defender, y en esa época era más recia, sin tanto azotón, sin tantas vueltas, y sin llaves muy efectivas”.

Raúl Romero fue el entrenador más destacado de la época al hacer que sus pupilos Loco Hernández y el Enfermero, así como Tony recurrieran a la técnica del ras de lona y su lucha fuera más espectacular.

Representantes: Tinieblas, Dr. Wagner, Aníbal, Mil máscaras, Adorable Rubí, Solitario, Ángel Blanco, los Gemelos Diablo y el Gran Marcus.

¡Arriba los técnicos y los rudos! La evolución de la lucha libre mexicana

El exluchador Tony Salazar habla de la historia de la lucha en México.  

(Agenicia Reforma )

Los 80
Evolución es lo que separa a una década de la otra. La agresividad en los 80 llegó de la mano del Perro Aguayo y es entonces que se pierde la técnica. Por otra parte las líneas generacionales comienzan a tomar ritmo.
“La gente que era representativa de este estilo como el Halcón Ortiz, que fue a unos Juegos Olímpicos, formó parte del parteaguas de lo que hoy es la lucha. No vuelos, ni técnica pero sí mucha, pero excesiva agresividad”.
Representantes: Perro Aguayo, Tony Salazar, Rayo de Jalisco Jr., Faraón, Satánico, Cien Caras, Ringo Mendoza.

Los 90
La espectacularidad de la lucha llegó en los 90 cuando el peso y los vuelos empezaron a compaginarse. Con la técnica de Shocker, las nuevas generaciones nuevamente hicieron de las suyas con su fortaleza, el lanzarse de la tercera cuerda, la rudeza, espectáculo que reinó es esos años.

“De los luchadores que más han avanzado creo que es el Último Guerrero, porque se ha enfrentado a lo mejor que ha venido a México, y que se enfrente a gente de otro país te da otro nivel”.
Representantes: Shocker, Último Guerrero, Averno, Tarzán boy.

El siglo XXI
Si hay algo que destacar de los 2000 es que no hubo más que una figura que le regresó el alma al ring: el Místico. Las vueltas en el aire y las patadas fueron factor en el año que marcó el inicio del nuevo Siglo.

Aquí lo que se rescata es que los luchadores debían tener algo más que técnica; el carisma y la chispa eran indispensables para que arrastraran a la gente a las arenas.

“El Místico, pero el primero, que ahora es Carístico, conquistó a Diputados, hijos de presidentes, artistas, futbolistas, gente que no se paraba por la Arena. Tuvo una época impresionante porque sus maestros fueron buenos, y porque el siempre tuvo hambre”.
Representantes: Místico y Atlantis


Anuncio