Anuncio
Share

NFL: Rams chocan con Giants en Londres con la intención de resurgir

(Matt Dunham / AP)

En medio de dos derrotas al hilo, los Rams de Los Ángeles cruzarán el Atlántico para medirse este domingo a los Giants de Nueva York en el Twickenham Stadium al sur oeste de Londres.

Los Rams (3-3) estarán jugando de local en el inmueble que es considerado como la catedral mundial del rugby. Será la segunda vez que jueguen un partido de la Serie Internacional de la NFL; hace cuatro años, cuando pertenecían a San Luis, perdieron ante los Patriots de Nueva Inglaterra en Wembley.

Ante los Giants, Los Ángeles no solo tratará de deshacerse de la mala racha, sino también del mal sabor que le dejó la derrota ante los Lions de Detriot la semana pasada.

Pese a que en la última serie ofensiva Case Keenum desperdició una oportunidad de buscar el empate o la victoria lanzado una decisiva intercepción, el mariscal tuvo una tarde memorable. Rompió el récord de la franquicia de más pases completados de manera consecutiva, conectando 19. Completó 27 de 32 pases para 321. Anotó tres touchdowns por aire y uno por tierra.

Sin embargo, lo más importante fue que finalmente encontró un arma de confianza: Kenny Britt ha superado al receptor mejor pagado del equipo, Tavon Austin, como el blanco principal de Keenum. Contra Detriot, el jugador de 28 años atrapó siete de ocho pases que fueron dirigidos hacia él para 136 yardas con dos touchdowns.

Entre sus jugadas tuvo una recepción de 47 yardas que capturó espectacularmente con las piernas. Esta temporada lleva 30 atrapadas para 492 yardas.

Su mejor temporada fue en 2014, su primera con los Rams, en donde atrapó 48 pases para 748 yardas.

Nueva York llega al partido con la misma marca que los Rams, pero en la senda del triunfo tras vencer a los Ravens de Baltimore.

En este choque finalmente despertó al mejor jugador del equipo, Odell Beckham Jr., y registró sus mejores números de la campaña; atrapó ocho de 10 pases, acumuló 222 yardas y encontró la zona de anotación dos veces.

En 2014, la última vez que ambos equipos se vieron las caras, Beckham provocó una guerra campal que tuvo varios expulsados. En esa ocasión, tras conseguir un touchdown, su exagerada celebración no le gustó al linebacker de Rams, Alec Ogletree, y este impactó a Beckham tras el final.

El entrenador de los Rams, Jeff Fisher, prometió que en esta ocasión sus jugadores respetarán las reglas del juego y a Beckham.

“Vamos a jugar entre los límites”, comentó. “Así va a ser. Le tenemos mucho respeto a los jugadores de los Giants. Odell es un gran competidor; solo miren lo que le hizo a los Ravens”.


Anuncio