Los Ángeles, una aventura más para la periodista Kate Abdo

Indiscutiblemente, la periodista británica Kate Abdo tiene un alma aventurera. Debido a una inquietud por ver el mundo, a una joven edad dejó su natal Manchester y emprendió un camino que la ha llevado a hablar cuatro idiomas -inglés, español, francés y alemán-  y a trabajar en algunas de las grandes ciudades de Europa.

En busca de un nuevo desafio profesional, en enero de este año cruzó el Atlántico y llegó a FOX Sports y FOX Deportes, en dónde ha trabajado en coberturas de futbol y boxeo.  HOY Deportes recientemente habló con la comunicadora sobre temas tan diversos como su misma vida.

Cuándo decidiste mudarte Los Ángeles, ¿fue una decisión difícil?

No lo pensé dos veces, probablemente se debe a la manera en la que he vivido desde que tenía 17 años. A esa edad dejé Inglaterra y me mudé a España. Desde entonces, nunca he estado en un lugar más de tres años. Con tantos traslados en los últimos 18 años, no le temó al cambio. Te acostumbras a empezar de cero, a no conocer a la gente.

¿Qué es lo que más te ha asombrado? ¿El tráfico?

Le atinaste con lo del tráfico (risas), es algo que me produce mucho estrés. Lo bueno es que muchos de los programas que hago son del futbol europeo y aquí todavía es muy temprano en la mañana cuando arrancan los partidos allá. Usualmente estoy en maquillaje a las tres de la mañana, entonces me pierdo mucho tráfico. Pero fuera de ahí, es un problema. Vivó en Venice…una vez fui a un juego de los Lakers y tuve que irme dos horas antes, fue ridículo.

¿Qué te pareció el nivel de Copa Oro?

Antes de esta Copa Oro, jamás había visto un juego simplemente porque no es un torneo que genera mucho interés en Europa. La gente solo quiere hablar de lo que está pasando en el futbol europeo y no les importa lo que esté sucediendo en los otros continentes.  Creo que es difícil comparar a la Copa Oro con la Eurocopa, desde mi perspectiva, no llega a ese nivel. Me tocó cubrir el Grupo A y me encantó ver jugar a países como Guyana Francesa. Nunca hubiera visto un partido de ellos, pero fue interesante verlos en acción.

¿Qué impresión te ha dejado la cultura futbolística en este país?  

Hay una gran pasión aquí por el futbol. Cuando llegué a Los Ángeles hace seis meses y manejé por la ciudad, esperaba ver a todos jugando básquetbol y béisbol. Pero en realidad vi a mucha gente, especialmente a muchos niños, jugando futbol. El hecho de que varias cadenas televisivas en este país han adquirido los derechos de distintas competencias, deja en claro que hay mucho apetito por el futbol aquí.

¿Cómo te ha ayudado en tu carrera el saber hablar cuatro idiomas?

Es algo que me ha llevado a hacer las cosas más emocionantes dentro de mi profesión como ser la presentadora de dos ceremonias del Balón de Oro. Son mis momentos de mayor orgullo. Creo que la razón que mi eligieron es porque podía hablar con Manuel Neuer en alemán y en inglés, con Lionel Messi en español, y cuando Franc Ribery estuvo nominado una vez, pude hablar con él en francés.

¿Cómo es una gala del Balón de Oro?  

Hay tensión, estas son personas que se han dedicado toda la temporada a ser los mejores en su deporte. No hay nadie en el mundo que sea más competitivo que Cristiano Ronaldo o Lionel Messi. No creo que hubieran logrado lo que han logrado si no fueran competitivos. Con Ronaldo se siente más; Messi por su parte es más reservado y no expresa su espíritu competitivo de la misma manera. Pero definitivamente lo tiene.

Como aficionada al Manchester United, ¿para ti cuál es el jugador más grande en toda la historia del club?

Escogiendo de los jugadores que yo he visto jugar, diría que es Eric Cantona sin duda alguna. Simplemente fue una figura icónica en la cancha y un líder natural. Se echaba el equipo al hombro y siempre era capaz de dar el extra. De alguna forma lograba cambiar el rumbo de los partidos, tenía una presencia increíble dentro del campo de juego. Tenía el respeto de sus compañeros, y definitivamente de los aficionados. Pero también les producía miedo a los equipos rivales. 

En lo personal, además del futbol, ¿cuál es tu otro deporte favorito?

Aunque amo al futbol mi deporte número uno es el boxeo. En Inglaterra trabajé en las trasmisiones de varias carteleras importantes. Y aquí boxeó tres o cuatro veces por semana en el gimnasio Wildcard. Es un deporte que siento que es puro y honesto. A comparación del futbol, no tienes compañeros, solo estas tú. No puedes echarle la culpa a alguien más, es ganar o perder. Es brutal y noble a la misma vez.

Debido a que has vivido en varios lugares, ¿Qué tipo de música es el que más se ha quedado contigo?

Bueno escuchó todo tipo de música, pero cuando tenía 18 años y vivía en España trabajaba en una barra cubana. El lugar tenía tres diferentes pisos en los que tocaban bachata, merengue y salsa. Desde entonces, pese a que algunos de mis gustos musicales han cambiado, siempre he escuchado esta música, en especial la bachata. Me inspira y relaja al mismo tiempo. Por ejemplo, cuando limpio mi casa, siempre toco bachata.

Copyright © 2019, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
61°