Anuncio

Opinión: ¿De dónde sale tanto ‘odio’ por el Galaxy?

Aficionados del LAFC durante el encuentro ante el LA Galaxy.

Aficionados del LAFC durante el encuentro ante el LA Galaxy.

(Allen J. Schaben / Los Angeles Times)

Durante el partido del pasado derbi angelino entre LAFC y Galaxy un colega me preguntó si estaba sorprendido de la fuerte rivalidad que existe entre aficionados de ambos equipos después de ¡dos partidos!

Le respondí que no, pues sé que existe en la unión de los grupos de apoyo del LAFC, el 3252, un buen número de exaficionados de Chivas USA que influyen mucho en los seguidores actuales de LAFC y que la misma organización utilizó durante sus campañas promocionales desde el día 1 que nació LAFC. Estos integrantes tienen varias “cuentas pendientes” con los seguidores del Galaxy pues las desaparecidas Chivas USA raramente fueron competencia para el cinco veces campeón de la MLS, pero ahora con un equipo competitivo y dueños con mucho dinero, quieren “cobrárselas”.

Al final de cuentas, el mismo comisionado de la MLS, Don Garber, les prometió a estos escasos aficionados un equipo, con “empresarios comprometidos con la comunidad” tras la desaparición en 2014 del “Rebaño Gringo”.

Hoy en día, varios de esos esos aficionados son líderes de los 3252 y han sido el rostro de LAFC desde un inicio.

OK, esa es la parte que entiendo.

Pero luego de la pregunta de mi colega, y tras enterarme de los pleitos que sucedieron durante el partido, me puse a pensar: ¿De dónde existe tanto “odio” de otros aficionados de LAFC por el Galaxy?

Esta “rivalidad”, “pasión” o como quieran llamarle ha resultado en incidentes de violencia, protagonizados por ambos lados, en los partidos disputados en Carson el pasado 31 de marzo y recientemente en Exposition Park.

Esa es la parte que me sorprende.

¿A poco estos exaficionados de Chivas USA tienen tanta influencia en los 3252?

¿De dónde sale tanta enemistad por un equipo que ha representado con creces a la ciudad desde 1996?

¿A poco existe tanto amor por un equipo que apenas tiene 21 partidos en la liga que hasta están dispuestos a ser arrestados?

¿Por qué hay tanta falta de respeto por un equipo que tiene cinco estrellas en su camiseta?

¿Será pasión o son ganas de pelear?

Entiendo que la mayoría de los aficionados de los 20,000 que asistieron al estadio se llevaron una buena experiencia y que fueron respetuosos con los aficionados del equipo rival. También, sé que la mayoría de los 3252, incluyendo los exseguidores de Chivas USA, son gente respetuosa y que muchos de ellos calmaron los hechos de violencia del pasado 26 de julio.

Pero como todo en la vida, por unos pocos, sufren todos.

LAFC, con una magnifica afición e identidad en dos decenas de partidos de existencia, no tiene necesidad de caer bajo y que sus aficionados agredan a otros seguidores del Galaxy, aunque estos los provoquen.

Tampoco sus aficionados deben de incitar a la violencia colgando videos en los que pisotean la camiseta del equipo más exitoso en la MLS.

Los aficionados deben de dejar que el equipo siga hablando dentro de la cancha, tal como lo viene haciendo, y apoyar sanamente a su club, pues lo que menos necesita este equipo es un ambiente pandilleril en Exposition Park.

Recuerden que en el deporte, en muchas ocasiones, los aficionados que hablan mucho, se enfrentan con una cruda realidad. Sino que le pregunten a los Clippers, que teniendo un gran equipo y tras varias campañas de ganar partidos, no lograron ni hacerle cosquillas a la historia de los Lakers.

A base de títulos (y no partidos ganados), el Galaxy se ha ganado el respeto, no solamente en Los Ángeles sino en toda la liga.

Bajo la excusa de “pasión” se han dado varios hechos lamentables y hasta trágicos en la historia del futbol. Esperemos que el próximo 24 de agosto cuando ambos se enfrenten en Carson nuevamente, algunos “aficionados” no se escondan detrás del escudo del deporte o de un club, para agredir al prójimo.

Ni los aficionados del LA Galaxy, ni del LAFC necesitan de la violencia verbal o física demostrar que sienten pasión por sus colores.


Anuncio