Anuncio

Fierro asegura que no le causa temor competir con extranjeros por un lugar en Cruz Azul

(AGENCIA REFORMA)

Cruz Azul presentó a sus primeros tres refuerzos para el Clausura 2018, el delantero Carlos Fierro, el volante Javier Salas y el defensa Antonio Madueña.

Eduardo de la Torre, director deportivo celeste, fue quien le dio la bienvenida a estos jugadores en La Noria. Fierro aseguró que viene a dar la vida por La Máquina, casi como si fuera un canterano del club.

“Vengo de Chivas, allá me formé, pero estoy agradecido y vengo a aportar a esta playera, vengo a morirme con ella y que se me pegue a la piel, que mi sangre se me ponga azul”, aseguró el delantero.

“Soy entregado, no tengo la fortuna de conocer a la afición, sé que me la tengo que ganar, y conforme vayan pasando los partidos, voy a dar mi mejor esfuerzo, voy a dejar todo en la cancha y voy a ser como si hubiera nacido aquí".

Fierro explicó que no le teme a los extranjeros que abundan en La Máquina, sobre todo en el ataque con jugadores como el chileno Felipe Mora y el uruguayo Martín Cauteruccio.

En el pasado, el delantero fue prestado un año a Gallos Blancos de Querétaro, donde luchó por un lugar frente a foráneos.

“Si bien en Chivas es un equipo de puros mexicanos, ya me ha tocado salir de eso y vengo a acá con grandes jugadores extranjeros, pero tú como futbolista tienes que partírtela y ganarte tu lugar”, explicó.

“Y aunque tenga al mejor jugador enfrente de mí, no voy a decir ‘no, él es mejor que yo, no voy a jugar’, no; eso es una mentalidad mediocre, tienes que estar siempre positivo y estar al 100 por ciento y el profe decidirá quién está mejor para jugar, pero nunca me achicaré ante nada”.


Anuncio