Anuncio
Share

Confía Manny Pacquiao en su experiencia ante Jessie Vargas

(Erik Verduzco / AP)

Derrotó a Timothy Bradley y afirmó en aquella ocasión que no regresaría más al boxeo, pero a Manny Pacquiao le entró el sentimiento y cambió de opinión.

El “Pacman” comentó que fueron semanas complicadas, después de colgar los guantes tras derrotar el 9 de abril de este año a Bradley. Ahora, Manny tiene la mira puesta en vencer a Jessie Vargas el próximo sábado por la noche en el Thomas & Mack Center de Las Vegas, Nevada, donde su rival pondrá en juego la corona Welter de la Organización Mundial de Boxeo (OMB).

“Es difícil dejar de boxear de un día para otro, fueron momentos complicados.

“Un día estaba viendo unas de mis peleas, me sentí solo y triste, porque este deporte que amo no iba a estar ahí, por eso decidí pelear de nuevo, regresar al boxeo”, expresó el filipino.

Pacquiao cumplirá en diciembre próximo 38 años y no piensa en este momento en otra cosa que ir pelea por pelea. Sabe que la experiencia puede sacarlo a flote y que puede hacer la diferencia ante Vargas, californiano de sangre mexicana, que espera dar la sorpresa del fin de semana en la Ciudad del Juego.

“La experiencia será vital, sé lo que siente Jessie, yo fui joven y sé del hambre que tiene, pero tengo la experiencia y eso vale mucho, sólo tengo que ser muy inteligente, no cometer errores.

“Es una pelea dura, y más que tenemos unos meses sin acción, pero todo saldrá bien”, añadió el también Senador de Filipinas.

Manny llegará al pleito con una marca profesional de 58-6-2, 38 KO’s, mientras que Vargas cuenta con un registro de 27-1, 10 KO’s.


Anuncio