Anuncio
Share

Mirotic podría salir de los Chicago Bulls

(KAMIL KRZACZYNSKI / EFE)

Nikola Mirotic, alero montenegrino nacionalizado español, llegó a los Chicago Bulls hace tres años procedente del Real Madrid como una gran estrella del baloncesto europeo y todavía no se gana la titularidad que quizá debería tener.

El proceso de adaptarse a la NBA no es fácil, ya que en el baloncesto europeo los calendarios son más cortos y el juego no es tan rápido y físico. Mirotic deslumbró en su temporada de novato con los Bulls con promedio de 10.2 puntos y 4.9 rebotes; al año siguiente mejoró a 11.7 puntos y 5.5 rebotes. Todo iba sobre ruedas. Sin embargo, en el inicio de esta temporada esa progresión se detuvo y surgieron las dudas.

Tras mes y medio de competición, Mirotic promedia 9 puntos y 5.7 rebotes y no ha podido hacerse con la titularidad en el equipo, al ser desbancado por Taj Gibson.

“Los primeros 20 partidos no salieron como esperaba, pero quedan 62 más. Soy positivo y espero que los próximos 20 partidos sean mucho mejores, tenga más continuidad, regularidad, esfuerzo por mi parte y creo que peor de lo que he jugado en algunos de los partidos hasta ahora no se puede hacer”, afirma Mirotic, de 25 años.

“Nunca he estado en la posición de tener un porcentaje de tiro del 36 por ciento. Estoy seguro que las cosas van a ir mucho mejor”, añade el 44 de los Bulls.

El cambio de entrenador la temporada pasada y el desmantelamiento del equipo en ésta pueden ser factores por los que Mirotic no alcanza todavía este año su nivel por el que los Bulls lo eligieron en la posición 23 de primera ronda del draft de 2011. Aunque entre los muchos jugadores que se fueron, la salida del español Pau Gasol, su gran amigo, compañero de selección y consejero, puede ser el que más le haya afectado en el bajón de su juego este año.

“Creo que sí porque tuvimos muy buena química, nos encontrábamos muy bien el uno al otro, leíamos muy bien el juego y éramos dos europeos, él con mucha experiencia y yo llegando para aprender. Por supuesto que lo echo de menos, pero la vida de la NBA es así, un día estás junto y otro no”, afirma Mirotic.

Este jueves 8 Mirotic, y toda la afición de Chicago, volverá a reencontrarse con Gasol cuando los San Antonio Spurs se enfrenten a los Bulls en el United Center en un partido muy esperado y especial para todos en la ciudad.

“Será especial ver a Pau otra vez. Intentaremos quedar como siempre y como solíamos hacer cuando estábamos juntos jugando en los Bulls”, afirma Mirotic.

“Pero será especial no sólo para mí, también para todos los aficionados de Chicago que le cogieron mucho cariño y los compañeros del equipo, que siempre hablan muy bien de él. Eso es algo que Pau tiene y se lo ha ganado con su trabajo y personalidad. Estoy muy ilusionado con ese partido”, añade el montenegrino, quien afirma que suelen hablar mucho por teléfono y que incluso lo vio hace dos semanas en Los Angeles.

Lo cierto es que este mal inicio de campaña, y el hecho de que al final de esta temporada termine contrato con los Bulls, ha llevado a que su nombre esté en lo alto de los rumores sobre los jugadores que pueden ser canjeados a otro equipo en la ventana de febrero de traspasos en la NBA.

“Yo estoy centrado en los Bulls. Lo que tengo que hacer es trabajar, hacer las cosas bien y al final esta es la vida de la NBA, un día estás en un equipo y otro día no”, asegura Mirotic tras la derrota este lunes ante Portland.

“Lo importante es que des lo mejor de ti y que estés en un sitio donde puedas mejorar. Yo de verdad estoy encantado en Chicago, siento mucho el cariño de los aficionados y de la gente. Pero veremos a ver que pasa. Creo que de momento son sólo rumores, pero no es una cosa que dependa de mí. Yo lo que puedo hacer es hacer bien las cosas en el campo, lo demás no lo pienso, no me afecta y los que tengan que tomar esa decisión la tomarán”.

Aunque su renovación es un posibilidad y lo que desea el jugador, los rumores apuntan a un posible cambio con Filadelfia 76ers, donde los Bulls recibirían al pívot Nerlens Noel a cambio de Mirotic en una operación que sobre el papel satisface las necesidades de ambos equipos y donde los salarios de ambos son muy similares, por lo que la NBA lo aprobaría.


Anuncio