Anuncio

Pico, descendiente del último gobernador mexicano de California, será coprotagonista de Bellator 214 y tiene en la mira al boxeo

(Cortesía Bellator)

A pesar de tener solamente cinco peleas como profesional, Aaron Pico es uno de los peleadores más populares de Bellator. Y es que realmente desde que nació, Aaron sabía que iba a ser especial, pues tiene un apellido histórico a un lado de su nombre.

Aaron es descendiente directo de Pío de Jesús Pico, el último gobernador mexicano de Alta California antes de que este estado se convirtiera en parte de Estados Unidos en 1850. La calle Pico y varios puntos de la ciudad tienen el apellido del expolítico, que también fue dueño de muchas tierras en California.

Aaron, que es séptima generación “californio”, tiene la doble ciudadanía, mexicana y estadounidense, además de un caballo de nombre ‘Canelo’.

Aaron (4-1) estará en busca de quinta victoria consecutiva, y también el quinto nocaut. Su rival será Henry Corrales (16-3) en el combate semi estelar de Bellator 214 en el Forum de Inglewood el sábado, 26 de enero. La pelea principal de esa velada será el duelo de peso pesado entre Fedor Emelianenko (38-5, 1 NC) y el actual campeón de peso semipesado Ryan Bader (26-5).

Aaron tuvo un inicio difícil en MMA pues fue sometido en su debut por Zach Freeman en junio de 2017 a los 24 segundos. El mexicoamericano dijo que aprendió mucho de esa derrota.

Canelo, el caballo de Aaron Pico.

Canelo, el caballo de Aaron Pico.

(Cortesía Twitter de Aaron Pico)

“Para comenzar, la pelea fue en las 155 libras y eso fue un error muy grande para mí, pero no sabes hasta que lo ves. Piensas que estás haciendo las cosas bien”, indica el peleador de 22 años de edad. “A lo mejor estaba muy tenso, estaba muy confiado a lo mejor, me apresuré y me conectaron”.

Pero luego Pico realizó algunos ajustes que resultaron en cuatro nocauts: ante Justin Linn, Shane Kruchten, Lee Morrison y Leandro Higo.

“Por una parte, estuvo bien que perdí, a lo mejor fue una bendición”, dice el peleador, que también tuvo una brillante carrera amateur en lucha. Aaron conquistó medallas de plata y bronce en los Junior World Championships y un oro en los Cadet World Championships.

Aaron Pico durante un entrenamiento de boxeo en Wild Card Gym.

Aaron Pico durante un entrenamiento de boxeo en Wild Card Gym.

(Cortesía Twitter de Aaron Pico)

Aaron, un amante del boxeo y admirador de peleadores como Floyd Mayweather y Óscar de la Hoya, dice que también quiere hacer “cosas grandes en el boxeo” y le gustaría alternar deportes en el futuro.

En el boxeo le gustaría enfrentar a pugilistas grandes y no tiene miedo de nombrar uno: Canelo Álvarez.

“Uno nunca sabe, si hace unos años hubiera dicho que Conor McGregor iba a enfrentar a Floyd Mayweather me hubiera reído, así que puede pasar. Si sigo haciendo lo que estoy haciendo, todo es posible”, dice.

Sobre su apellido y la atención que eso lleva, Aaron sabe que el portar el apellido Pico es algo que tiene mucha importancia.

“Mi familia tuvo mucha tierra aquí, obviamente que no lo tenemos ya, pero es algo que me siento orgulloso, el tener la cultura mexicana detrás de mí”, expresa Aaron, para luego explicar que tiene el estilo azteca al subirse a intercambiar golpes.

“Si ves a mi estilo, soy de un mexicano, me gusta pararme y noquear gente. Noqueó a la gente con mis golpes al cuerpo y a la cabeza. Siempre doy todo lo que puedo dar, mis peleas son emocionantes”, añade el nacido en Whittier.

Aaron entrena artes marciales mixtas en Bodyshop MMA de Lakewood y boxea en el Wild Card Gym con Freddie Roach, entrenador de varios campeones del mundo, incluyendo Manny Pacquiao.


Anuncio