Rolls Royce presentó el “Cullinan” el primer SUV de la marca Inglesa

Lo venían amagando hace un año, mostraban alguna parte, o algún nuevo dato, pero finalmente y luego de innumerables partes de prensa, Rolls Royce presento su primer SUV de lujo, el Cullinan.

No solo es el primer SUV de la marca de lujo Inglesa, es el primer Rolls-Royce con portón trasero y el primer modelo que la compañía está feliz de decir que está orientado a la familia, claro, familias muy adineradas.

El Cullinan es un 4x4 apropiado para ir a cualquier parte, también, pero con el mantra de que tiene que hacerlo sin mucho esfuerzo, es un Rolls-Royce después de todo.

Su nombre se deriva del diamante más grande jamás descubierto, que ahora reside en las joyas de la corona británica.

Está muy bien proporcionado y luce más pequeño de lo que cabría esperar, aunque es  más largo que el Phantom, y por supuesto  más alto.

Esta sorprendente carrocería es el resultado del jefe de diseño, Giles Taylor. "No queríamos ser tímidos", dijo a la prensa en su presentación.

"Sí, son líneas contundentes, pero queremos aumentar la sensación de máxima presencia y capacidad", dijo Taylor.

Diseño Interior y nueva tecnología

Vista desde el frente de los asientos delanteros, este Rolls-Royce reclama más espacio trasero que en un Range Rover de larga distancia entre ejes.

Hay una combinación de las mejores maderas, cueros y metales disponibles. Recibe el carrusel de bisagras Rolls-Royce enrollado en la puerta, que es como las puertas delanteras, estás entrando y saliendo.

El tablero tiene un diseño funcional que presenta un panel simétrico y conexiones simples más la versión de Rolls del excelente sistema de info-entretenimiento iDrive de BMW. La última tecnología está presente y es correcta, incluida la visión nocturna con detección de peatones y vida silvestre.

Hay una cámara estéreo en el parabrisas, mientras que el sistema de navegación también preparará la caja de cambios para la carretera con su mapeo tridimensional.  

Es el primer automóvil de "tres cajas" en el sector de los SUV, creando una partición de la pared con el compartimiento de carga.

El compartimento trasero para los pasajeros del Cullinan, ha sido diseñado para ofrecer la máxima comodidad para las necesidades particulares del propietario. Los asientos traseros también se pliegan, una primicia para Rolls-Royce.

Los asientos se pliegan electrónicamente en varias configuraciones presionando el botón apropiado en el bolsillo de la puerta de la bota o la puerta trasera.

Una prensa ve cada respaldo doblarse sin esfuerzo, al mismo tiempo que mueve los reposacabezas hacia arriba para evitar dejar una marca en el cojín del asiento.

Tren de potencia

El Cullinan comparte mucho con el Phantom, incluyendo su motor V12 biturbo de 6,75 litros totalmente de aluminio y chasis que se refiere como el arquitecto de lujo.

Tiene 850 Nm de par a partir de 1.600 rpm, mientras que la potencia máxima está clasificada en 563 caballos de fuerza, con una velocidad máxima es de 155 mph. Trae una dirección de cuatro ruedas y una tracción a las cuatro ruedas.

El chasis cuenta con eje delantero de doble brazo oscilante y el eje trasero de cinco brazos con columnas de suspensión de aire, que lo hará viajar como una seda durante el peor terreno.

Conclusión

El Cullinan ciertamente promete ser el SUV distinto del mercado de lujo, alejándose del diseño más aerodinámico de sus posibles rivales, como el Bentley Bentayga y el Lamborghini Urus.

Va a tener un precio que corresponde a un SUV de Rolls-Royce, que se estima seria alrededor de los 290.000 dólares en su modelo base.

Se espera que llegue a los concesionarios de los Estados Unidos, para fines del 2019.  

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
81°