Migración

Inmigrantes 'no se agüiten': congresista Gutiérrez en el pleno

El Gobierno de Obama desestimó la opción de recurrir al Tribunal Supremo

El legislador demócrata por Illinois Luis Gutiérrez pidió a los inmigrantes indocumentados que no se rindan pese a la reciente decisión judicial de mantener bloqueadas las acciones ejecutivas del presidente Barack Obama, que evitarían la deportación de más de cinco millones de personas.

En una intervención ante el pleno de la Cámara de Representantes en Washington, el congresista hizo un duro alegato sobre la presión que están ejerciendo en el proceso los políticos y jueces de Texas, estado que lideró la demanda presentada junto a otros 25 contra las medidas migratorias de Obama.

Gutiérrez recordó que, mientras la mayoría de los estadounidenses se oponen a las deportaciones de los más de 11 millones de inmigrantes indocumentados que se calcula que hay en el país, son unos pocos los que tratan de hacer todo lo contrario.

“Los líderes republicanos en Texas no quieren que usted sea capaz de trabajar, pagar lo que le toca de los impuestos locales y nacionales, y pagar por una licencia de conducir. La realidad y Texas deberían llegar a conocerse el uno al otro”, ironizó.

Para acabar su discurso, Gutiérrez reiteró su apoyo a los inmigrantes hablando en español y les mandó un mensaje de apoyo.

“¡No se agüiten (entristezcan)! Hay políticos republicanos en Texas y en otros lugares tratando de bloquear nuestro camino hacia la implementación de (los programas para indocumentados) DACA y DAPA, y quieren hacernos perder la esperanza, perder la paciencia y perder nuestra determinación”, insistió el legislador.

Con dos votos a favor y uno en contra, tres jueces de la Corte de Apelaciones de Nueva Orleans (Luisiana) decidieron la semana pasada desestimar un recurso de urgencia del Gobierno y mantener la suspensión de las medidas, que dictó en febrero el juez federal de Texas Andrew Hanen a petición de 26 estados, en su mayoría republicanos y liderados por Texas.

El Departamento de Justicia, que ejerce en el proceso el papel de la Fiscalía, se ha comprometido a tomar “lo antes posible” las medidas necesarias para lograr el fin del litigio legal y poner en práctica un sistema migratorio en el que la prioridad para la deportación de indocumentados sean los delincuentes y no las familias.

Sin embargo, el Gobierno de Obama desestimó la opción de recurrir al Tribunal Supremo para desatascar el bloqueo de las acciones migratorias.

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
89°