México

Comicios mexicanos muestran desgaste del PRI y de los partidos tradicionales

Comicios mexicanos muestran desgaste del PRI y de los partidos tradicionales

Los resultados de las elecciones mexicanas del domingo mostraron un desgaste del gobernante Partido Revolucionario Institucional (PRI), pero también reflejaron un debilitamiento de las agrupaciones políticas tradicionales.

De acuerdo con los resultados oficiales preliminares difundidos por el Instituto Nacional Electoral (INE), el PRI obtuvo entre 29,87 y 30,85 % de los votos a la Cámara de Diputados, si bien tendrá menor número de escaños que en la anterior legislatura.

Por detrás del PRI quedaron el conservador Partido Acción Nacional (PAN) con entre 21,47 y 22,20 %, y el izquierdista Partido de la Revolución Democrática (PRD), que obtuvo entre 11,14 y 11,81 % de los sufragios.

Con esos votos, el partido oficialista lograría entre 196 y 203 de los 500 asientos de la Cámara frente a los 214 de la legislatura pasada; el PAN, entre 105 y 116, y el PRD, entre 51 y 60.

El Partido Verde Ecologista (PVEM) logró entre 41 y 48 diputados, lo que representa su mejor resultado histórico, aunque parece insuficiente para que el PRI, del que es socio, alcance la mayoría absoluta.

La mayoría absoluta en la Cámara baja lleva sin alcanzarse desde 1997, justificó hoy el portavoz del Gobierno, Eduardo Sánchez, quien consideró que el mensaje a los partidos es: "pónganse de acuerdo, nadie va a hacer su voluntad por encima de los demás".

La composición de la Cámara se verá alterada con la irrupción del izquierdista Movimiento Regeneración Nacional (Morena), encabezado por el dos veces candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador, quien abandonó el PRD tras su más reciente derrota en 2012 ante el actual presidente Enrique Peña Nieto, del PRI.

En su primera participación electoral, Morena obtuvo entre 8,8 y 9,15 % de los sufragios, lo que le permitirá tener entre 34 y 40 escaños.

En los comicios para elegir gobernadores, la oposición tradicional tampoco pudo capitalizar el desgaste del oficialismo derivado de la persistente violencia del crimen organizado, los escándalos inmobiliarios que involucran a la familia y colaboradores del presidente, y en especial la indignación por la desaparición de 43 estudiantes.

Jaime Rodríguez, el Bronco, hizo historia al convertirse en el primer candidato independiente que gobernará un estado del país, tras derrotar en Nuevo León a los aspirantes de los principales partidos con 49 % de los votos, según los resultados preliminares.

Su triunfo en el estado más rico del país por su potente industria propinó un duro golpe al PRI, que obtuvo 23,6 %, seguido muy de cerca por el PAN, con 22,5 % de los sufragios.

En unos comicios en los que se estrenaron las candidaturas independientes, Nuevo León demostró el hartazgo de los ciudadanos hacia los partidos y la necesidad de un cambio en la forma de gobernar.

Precisamente, una de las conclusiones de la misión de observación electoral de la Organización de los Estados Americanos (OEA) fue que este proceso favoreció la "representatividad" de los ciudadanos, a través de la inclusión de candidaturas independientes.

Su participación hizo del proceso "un importante punto de quiebre en favor de la democracia electoral mexicana", valoró la líder de la misión y expresidenta de Costa Rica, Laura Chinchilla.

Aunque el PRI pierde Nuevo León, recupera Guerrero, en poder del PRD, y Sonora, gobernado actualmente por el PAN.

En Guerrero el candidato del PRI, Héctor Astudillo, obtuvo unos 70.000 votos más que su principal contendiente, Beatriz Mojica, y puso fin a una década de Gobierno del PRD.

Los guerrerenses pasaron la factura al PRD por la desaparición de los 43 estudiantes a manos de autoridades corruptas y miembros del crimen organizado en septiembre de 2014 en Iguala.

El entonces alcalde de Iguala, José Luis Abarca, postulado por el PRD en 2012, está en prisión acusado de ser el autor intelectual del ataque a los alumnos de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa el 26 de septiembre pasado, que dejó seis muertos y los 43 desaparecidos.

En Sonora la candidata del PRI y del PVEM, Claudia Pavlovich, ganó con 47,5 % de los sugrafios y relegó al PAN al segundo lugar, cuyo candidato, Javier Gándara, roza el 41 %.

El PRI, en alianza con el Verde, renovó su condición de primera fuerza en Campeche, donde Rafael Moreno se impuso con 40,9 % de los votos, 10 puntos arriba del aspirante del PAN, Jorge Rosiñol.

En San Luis Potosí los resultados están muy cerrados, con una leve ventaja para el candidato del PRI, Verde y Nueva Alianza, Juan Manuel Carreras, que suma 35,8 % de los votos, seguido muy de cerca por la aspirante del PAN, Sonia Mendoza, con 33,6 %.

Aunque esta mañana los resultados preliminares daban la victoria en Colima al aspirante del PRI, José Ignacio Peralta, al incluir más actas escrutadas la victoria es para el candidato del PAN, Jorge Luis Preciado, con 39,7 % de los votos frente a 35,2 % del primero.

El principal partido de la izquierda perdió un importante terreno en su bastión, Ciudad de México, donde se perfila como ganador en seis de las 16 jefaturas de delegación, seguido por Morena, que tiene ventaja en cinco demarcaciones.

Asimismo, el PRD perdió su hegemonía en la Asamblea Legislativa capitalina, donde pasa de tener 34 de los 40 diputados de mayoría a sólo 16, el mismo número logrado por Morena.

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
79°