Incrementa la muerte de jóvenes en accidentes de tráfico; a diario son 7 en promedio

Incrementa la muerte de jóvenes en accidentes de tráfico; a diario mueren 7 en promedio

El último reporte disponible, del 2015, indica que en todo Estados Unidos murieron 2,715 jóvenes entre 13 y 19 años, es decir que diariamente fallecieron 7 muchachos; este es un incremento del 3% en comparación al 2014, cuando hubo 2,630 fatalidades.

Con la llegada del verano, las autoridades emiten alertas a la población, porque es el período en el que se eleva el índice. Entre junio y agosto del año antepasado se reportaron 991 muertes, a causa de que al salir de vacaciones más jóvenes se ponen detrás del volante sin precaución.

“Se incrementan los accidentes en un 15% porque están aprendiendo a manejar”, señaló William Bustos, detective de tráfico del Departamento de Policía de Los Ángeles (LAPD), destacando que el 30% de los casos es por excesiva velocidad y 60% por no usar el cinturón de seguridad.

El detective sostiene que 6 de cada 10 accidentes ocurre porque los jóvenes están manejando distraídos; entre los problemas asegura que está quitar los ojos del camino y enfocarse en la pantalla de un teléfono que llevan en la mano.

“Los mensajes de textos toman 4.6 segundos en promedio en enviarse, si está manejando a 55 millas por hora es lo equivalente a  manejar en una cancha de futbol con los ojos vendados, y cualquier cosa puede suceder”, advirtió Bustos.

En el 2015, según la base de datos del Departamento de Transporte de Estados Unidos, murieron 1,211 jóvenes que iban al volante, es decir el 56%. Por otro lado, 926 muchachos fallecidos eran pasajeros, es decir el 43%.

Asimismo, se indica que el 55% de los muchachos muertos que iban como pasajeros perdieron la vida en un vehículo conducido por otro joven.

“Antes de partir en un viaje atienda todos los mensajes en el teléfono; si se encuentra en marcha y amerita responder de forma urgente, lo mejor es parar”, aconsejó Bustos, al tiempo que sugiere que se evite comer y maquillarse por el riesgo que conlleva.

“Que los padres hablen con los jóvenes frecuentemente para que bajen la velocidad y que usen siempre el cinturón de seguridad”, agregó el detective de la División de Tráfico del Valle, exhortando también a los conductores que no se suban a un vehículo borrachos ni drogados.

En toda la nación, la tasa de accidentes fatales por milla conducida para muchachos entre 16 y 19 años de edad es casi 3 veces la tasa registrada en conductores de 20 años y más. Mientras que la cifra entre jóvenes de 16 y 17 años es casi el doble en comparación a los fallecidos entre 18 y 19 años.

 

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
62°