Leen ‘El diario de Ana Frank’ en los partidos de fútbol italianos en respuesta a las muestras de antisemitismo

Leen El diario de Ana Frank en los partidos de fútbol italianos en respuesta a las muestras de antisemitismo

"Veo que el mundo se transforma lentamente en un desierto, oigo el trueno inminente que, algún día, nos destruirá…”.

Las palabras de Ana Frank resonaron por los altavoces en los estadios de fútbol italianos este miércoles, en un sombrío inicio de las habituales festividades previas al juego. Los jugadores llevaban camisetas con la imagen de la joven para denunciar el antisemitismo. También se entregaron copias de "El diario de Ana Frank" a los fanáticos más jóvenes.

El homenaje a Frank fue la rápida respuesta planeada a una alarmante muestra de antisemitismo ocurrida este domingo, cuando los fanáticos del club de fútbol Società Sportiva Lazio (o ‘la Lazio’, como se lo conoce popularmente), de Roma, usaron imágenes de la víctima del Holocausto para insultar a sus rivales. Los fanáticos de la Lazio habían impreso fotografías de Frank vestida con el uniforme del equipo rival, la Roma, junto con leyendas antisemitas.

Usar la imagen de Frank como un "insulto y una amenaza" fue "inhumano", aseveró el presidente italiano Sergio Mattarella, mientras que la ministra israelí de Deportes, Miri Regev, describió las calcomanías que empleaban la imagen de Frank como "despreciables".

En una carta dirigida a su homólogo italiano, Regev escribió que insultar a los jugadores del Roma considerándolos ‘judíos’ es un "flagelo que debe evitarse”.

Para contrarrestar a los fanáticos antisemitas, los jugadores de la Lazio entraron en calor antes de su partido en Bolonia, este miércoles, vistiendo camisetas con una imagen de Frank, la judía alemana que escribió su famoso diario mientras se escondía de los nazis, en Amsterdam, antes de ser atrapada y de que muriera en el campo de concentración de Bergen-Belsen en 1945.

Durante una visita a la sinagoga de Roma, el martes, el presidente de la Lazio, Claudio Lotito, presentó una corona de flores y prometió llevar a 200 jóvenes seguidores de la Lazio al año para visitar el campo de concentración nazi en Auschwitz, en Polonia.

El llamado grupo Ultra de fanáticos del núcleo duro del club alimentó la simpatía neofascistas durante años, elogiando el período del régimen fascista de Italia bajo el dictador Benito Mussolini. En 2001, sostuvieron una pancarta que decía "Auschwitz es tu patria; los hornos son sus hogares” en un juego contra la Roma, que tradicionalmente es un equipo apoyado por la comunidad judía de Roma.

El rabino jefe de Roma, Riccardo Di Segni, criticó la visita de Lotito a la sinagoga como un truco publicitario. "Esta comunidad no es una lavadora o un lugar donde puedes presentarte con un tributo floral y resolver todo", afirmó.

El miércoles por la mañana, la corona desapareció de los escalones de la sinagoga y luego se la vio flotando en el río Tíber. Según informes, fue arrojada por jóvenes miembros de la comunidad judía de Roma, poco convencidos de la sinceridad de Lotito contra el antisemitismo.

Poco más tarde, un periódico italiano publicó en si sitio web una supuesta grabación de Lotito en la cual dice: “Montemos esta actuación", en referencia a la visita a la sinagoga.

El pasaje completo del diario de Ana Frank que se leyó en el partido del miércoles dice: "Veo que el mundo se transforma lentamente en un desierto, escucho el trueno inminente que, un día, nos destruirá también, siento el sufrimiento de millones. Y, sin embargo, cuando miro hacia el cielo, de alguna manera siento que todo cambiará para mejor, que esta crueldad también terminará, que la paz y la tranquilidad volverán una vez más”.

Las noticias italianas señalaron que después de estudiar un video registrado en el estadio de la Roma, la policía identificó a 16 sospechosos de haber usado las imágenes de Ana Frank, incluidos tres menores, uno de los cuales tiene 13 años de edad.

Antes del partido Lazio-Bolonia, el miércoles, los fanáticos, incluidos 500 seguidores de la Lazio, escucharon el pasaje en silencio antes de romper en un aplauso. Sin embargo, un grupo más pequeño de seguidores Ultra de club, reunidos afuera del estadio, entonaron cánticos fascistas y mostraron saludos fascistas, con sus brazos rígidos en alto.

Traducción: Valeria Agis

Para leer esta nota en inglés, haga clic aquí

Copyright © 2017, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
68°