Se erige un nuevo muro anti-migrante

Se erige un nuevo muro anti-migrante

Hungría informó que el lunes comenzó a construir un muro en su frontera con Serbia, con el objetivo de detener un flujo de migrantes sin precedentes.

Alrededor de 80.000 migrantes y refugiados han llegado a Hungría este año, alrededor de 80% de ellos son de países afectados por la guerra, como Siria, Irak y Afganistán.

La mayoría de ellos solicitan asilo, pero rápidamente se van a otros países más ricos de la Unión Europea como Alemania y Suecia antes de que sus solicitudes sean resueltas.

Miembros del ejército húngaro comenzaron a trabajar en una "sección de prueba" de 150 metros (490 pies) en las afueras de la ciudad Morahalom, en el sur del país, donde una excavadora y más maquinaria pesada preparaban el terreno para la construcción, de acuerdo con una declaración conjunta del lunes de los ministerios de interior y defensa.

"Un promedio diario de 1.000 personas que cruzan la frontera ilegalmente llegan a Hungría, así que la inmigración ilegal se ha vuelto un problema grave y su control es una tarea importante", dijeron los ministerios.

El vocero del gobierno, Zoltan Kovacs, dijo que Hungría estaba comprometida a construir el muro y comenta que es una medida temporal.

"La construcción se lleva a cabo bajo las intenciones y programación original", dijo Kovacs.

El ministro de Exteriores, Peter Szijjarto, dijo previamente que el muro de cuatro metros (13 pies) de altura sería el primero construido en las ocho a diez zonas "más expuestas a la presión de inmigración" a lo largo de la frontera de 175 kilómetros (109 millas) entre Hungría y Serbia.

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
59°