Nueva estrategia: la policía de Los Ángeles patrulla las calles a pie

Los nuevos agentes son parte de un programa de seguridad a pie en la División Hollenbeck

Esmeralda Carrillo pasa todos los días por un pasaje peligroso para llevar a sus hijos a la escuela. Jóvenes que parecen pandilleros fuman drogas en el lugar y a veces hasta manosean a muchachas que están bajo el efecto de las drogas.

La madre de cuatro niños espera que solucionar este problema sea una de las prioridades de los dos nuevos policías que van a patrullar a pie la zona en Boyle Heights, en la ciudad de Los Ángeles.

"Está muy bien que se bajen de sus autos para que vean lo que realmente pasa", dijo Carillo, quien dice que se ha quejado varias veces por el pasaje por el cual camina con sus cuatro hijos al ir y venir de la escuela.

Los nuevos agentes son parte de un programa de seguridad a pie en la División Hollenbeck del Departamento de Policía de Los Ángeles, que sirve el este de la ciudad. El lunes, la agencia anunció que aumentará ocho agentes al programa, para sumar un total de 16 policías y cubrir tres áreas de la división (Lincoln Heights, Boyle Heights y El Sereno).

La idea del programa es que los policías conozcan de cerca a los residentes y comerciantes, con el fin de fomentar un ambiente de confianza que facilite mantener el orden y seguridad, dijo el responsable de la división, el capitán Martín Baeza.

"Estamos enfocados en resolver problemas que requieren solución a largo plazo", dijo Baeza.

La ampliación del programa ocurre al mismo tiempo que los delitos violentos van al alza en la división, especialmente en casos de violación.

En lo que va del año, hasta el nueve de mayo, se registraron 343 casos de delitos violentos, en comparación con 254 en el mismo período del 2014 y 247 en el 2013, de acuerdo con informes de la policía. Durante el mismo período de este año, se reportaron 21 casos de violación, en comparación a 10 en el mismo lapso en el 2014 y 13 en el 2013.

La policía respondió arrestando a más personas por agresión agravada, incluyendo a personas involucradas en casos de violencia doméstica. En lo que va del año se arrestaron a 165 personas por agresión agravada, en comparación a 92 en el mismo período del 2014 y 102 en el 2013. La cantidad total de arrestos, sin embargo, bajó durante este período (1.650), en comparación al mismo período en el 2014 (1.862), y 2013 (1.650).

Baeza dijo que la ampliación del programa no es en reacción al alza de delitos y que están investigando todos los casos reportados, incluyendo los de violación.

Los agentes caminarán en zonas asignadas, conociendo a los residentes y comerciantes y preguntándoles si tienen problemas o inquietudes como los que reportados por Carrillo. Debido a que los residentes dentro de la división son casi todos hispanos o inmigrantes latinos, casi todos los policías son latinos, hablan español o son biculturales, dijo Baeza.

Dos agentes que vienen patrullando las calles a pie desde noviembre son Eric Pérez y Norma Pérez, no relacionados, a quienes la gente los llama Los Pérez. Ambos patrullan la zona de la Calle Primera, que intercepta el pasaje frecuentado por jóvenes para fumar drogas.

Eric Pérez dijo que hace poco un residente le avisó que uno de los sospechosos en un caso de violación había regresado al vecindario. Esto demuestra que la gente está teniendo más confianza en ellos, dijo el agente.

"Ellos sienten más confianza porque saben que estamos allí todos los días y vamos a regresar al día siguiente", puntualizó. 

Asimismo, el concejal José Huizar (D-14), quien representa la zona, declaró que “el esfuerzo promueve la protección policía comunitaria y ayuda a construir la confianza entre el LAPD y los residentes locales y dueños de negocios”.

El funcionario agregó que los agentes a pie serán de gran ayuda en la revitalización de calles grandes y la fomentación de peatones a lo largo de los bulevares.

Para fines del 2015, la Estación de Hollenbeck planea evaluar el programa para ver el impacto de este en la reducción de crimen.

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
52°