Corte reconoce la inmunidad de los empleados de los controles en aeropuertos

EFE

Un tribunal federal afirmó hoy que los empleados de la Administración de Seguridad en el Transporte ( TSA , en sus siglas en inglés) que llevan a cabo las inspecciones de viajeros en los aeropuertos son "inmunes" a demandas por abusos, de acuerdo a documentos judiciales.

La Corte de Apelaciones del Tercer Circuito señaló que esos empleados "no son funcionarios de investigación o de cumplimiento de la ley", por lo que no están sujetos a una norma federal que data de 1946 y permite a los individuos demandar al Estado por "agravios" cometidos por personal que actúe en nombre del Gobierno.

El tribunal, con sede en Filadelfia, se pronunciaba así ante una demanda presentada por la consultora de negocios Nadine Pellegrino y su esposo contra la TSA, a la que denunciaron por falso arresto, daños a su propiedad y conspiración civil, entre otros, tras un incidente en el aeropuerto de esa ciudad en 2006.

Según el dictamen de la juez Cheryl Ann Krause, las reclamaciones de Pellegrino están "bloqueadas por la inmunidad soberana del Gobierno", debido a que los trabajadores de TSA no son "oficiales de investigación y de cumplimiento de la ley", por lo que la corte desestima la denuncia.

El fallo detalla que en el momento de los hechos, la demandante fue seleccionada de forma aleatoria para un control adicional en el aeropuerto de Filadelfia, y ella requirió una inspección en privado.

Los empleados de TSA implicados en el suceso aseguraron que Pellegrino los había golpeado con sus maletas al finalizar la inspección.

La mujer fue detenida por la policía y en 2008 un juez la halló "no culpable" de cargos criminales, después de que TSA no proporcionara ninguna grabación de vídeo de lo ocurrido.

Un año después, Pellegrino y su marido presentaron su denuncia contra la TSA.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
72°