Atacante de Ohio "al menos" se inspiró en el EI y un exlíder de Al Qaeda

El joven somalí que hirió a once personas este lunes en un ataque con un vehículo y un cuchillo en una universidad de Ohio "al menos" se inspiró en el grupo yihadista Estado Islámico (EI) y en el líder de Al Qaeda asesinado Anwar al-Awlaki, informó hoy el FBI.

Los distintos cuerpos que investigan el ataque no tienen información de que nadie más estuviera involucrado, pero consideran que el estudiante, de 18 años, "al menos estuvo inspirado" por el EI y Al-Awlaki, clérigo radical muerto por EEUU en 2011.

Así lo dijo la agente especial del FBI Angela Byers en una rueda de prensa en la que sin embargo fue cautelosa cuando se le preguntó si este es un caso de terrorismo: "es muy pronto para saber si es terrorismo, no podemos hacer ninguna conclusión", dijo.

Sobre la atribución del ataque que hizo ayer el EI a través de su agencia de noticias afiliada Amaq, la agente recordó que el grupo "suele atribuirse este tipo de ataques cuando el autor está muerto y no puede decir por qué lo hizo".

La investigación en marcha incluye un examen exhaustivo de "los equipos electrónicos y redes sociales" del atacante, que murió por disparos de un agente, el vehículo con el que arrolló a varias personas y "docenas" de entrevistas con sus familiares y conocidos.

La Policía de Columbus ha pedido a los ciudadanos información sobre dónde estuvo y qué hizo el joven antes de perpetrar el ataque pocos minutos antes de las 10 de la mañana.

Por el momento lo único que saben es que dejó a su hermana en clase y después compró un cuchillo en un establecimiento de la cadena Walmart, aunque no han confirmado que sea el mismo cuchillo de carnicero que usó para el ataque.

El vehículo con el que embistió a un grupo de personas no estaba registrado a su nombre sino a nombre de su hermano, dijo el subjefe de Policía de Columbus, Michael Woods.

El presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump, escribió esta mañana a primera hora un mensaje sobre el suceso en su cuenta de la red social Twitter.

"El EI está tomando crédito del terrible ataque con cuchillo en la universidad de Ohio State por un refugiado somalí que no debía haber estado en nuestro país", afirmó.

El joven es un refugiado somalí que salió de su país junto a su familia en 2007, tras lo cual vivió en Pakistán y en 2014 llegó a Estados Unidos, donde obtuvo la residencia permanente.

Vivió brevemente en Dallas (Texas) antes de mudarse a Columbus, la capital de Ohio, según informaron fuentes policiales a las principales televisiones estadounidenses.

La agencia de noticias Amaq, afiliada a los yihadistas, dijo este martes que el joven era un "soldado" del EI, pero los investigadores no han encontrado por el momento pruebas de comunicación entre el estudiante y grupos terroristas.

El joven publicó el lunes un mensaje de Facebook, que borró justo antes del ataque, en el que llamaba "héroe" a Al-Awlaki, según explicaron fuentes policiales a las cadenas NBC y Fox News.

También reclamaba que Estados Unidos dejara de "interferir con otros países, especialmente con los del mundo islámico".

El estudiante advertía además de que había llegado "a un punto de ebullición" y decía que "mataría a mil millones de infieles" para salvar la vida de un solo musulmán, relatan las mismas fuentes.

"Por Alá, no os dejaremos dormir a no ser que déis paz a los musulmanes. No celebraréis o disfrutaréis ninguna festividad", añadía el mensaje del joven en la red social.

Su ataque comenzó a las 9.52 horas (ET) del lunes, cuando el joven arrolló con su vehículo a un grupo de personas, para después salir y atacar indiscriminadamente a los presentes con un cuchillo de carnicero.

El vídeo de las cámaras de seguridad del campus confirmó que el joven llegó en su vehículo y perpetró solo su ataque, explicó el lunes en rueda de prensa el jefe de la Policía de la universidad Ohio State, Craig Stone.

La tragedia no fue mayor porque en cuestión de dos minutos el agente de la universidad Alan Horujko, de 28 años, lo abatió a tiros.

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
59°