Video impacta a la ciudadanía; ahora la policía lucha para mantener en secreto futuras grabaciones

La policía de Gardena no quería que se diera a conocer la forma en que la policía asesinó a la víctima

La decisión de un juez de divulgar videos en los cuales aparece la muerte a manos de la policía angelina de Ricardo Díaz Zeferino, un hombre desarmado, no significa que será más fácil para la ciudadanía obtener esa clase de filmaciones. Demuestra, por el contrario, que la policía hará todo lo posible para mantenerlos en secreto.

Después que el juez federal Stephen V. Wilson falló a favor de los medios de prensa de que la Primera Enmienda constitucional, que garantiza la libertad de prensa, obligaba a revelar los videos, la ciudad de Gardena apeló a una corte superior.

"Tenemos graves inquietudes de privacidad en relación con la difusión de videos policiales en general", dijo el jefe de policía de Gardena, Ed Medrano, en un comunicado. "Aunque el video ha sido difundido, seguimos adelante con nuestra apelación porque nos preocupan las implicaciones más amplias de esta decisión".

El fallo ocupa un lugar en el debate amplio sobre si la rendición de cuentas obliga a difundir los videos tomados por cámaras montadas en los uniformes de los agentes y en los vehículos policiales. La policía argumenta que son pruebas judiciales exentas de la divulgación y que además quiere proteger la intimidad de las personas filmadas.

El video que muestra el enfrentamiento fatal de la policía con Díaz Zeferino fue difundido después que un abogado en representación de The Associated Press, Los Angeles Times y Bloomberg sostuvo que debía ser difundido debido a la gran repercusión pública de los tiroteos policiales en todo el país y el interés del público en saber qué ocurrió.

Wilson estuvo de acuerdo y dijo que la gente debe saber por qué la ciudad pagó 4,7 millones de dólares en un arreglo judicial con la familia de Díaz Zeferino y otro hombre que resultó herido. El problema de la privacidad quedaba resuelto por el hecho de que la familia quería difundir el video, añadió.

La municipalidad de Gardena había argumentado que los videos estaban protegidos por la Ley de Documentos Públicos de California y su difusión podría disuadir a los agentes policiales de utilizar videos en otros casos.

Peter Scheer, director ejecutivo de la Coalición por la Primera Enmienda, dijo que el fallo podría afectar favorablemente la discusión sobre qué se puede difundir, en parte porque el video tiende a ratificar las razones de la policía para dispararle a Díaz Zeferino.

El video "da mayor credibilidad y legitimidad a la versión de la policía", dijo Scheer. "Sin duda, fue un error horrible, pero si usted ve lo que vi yo, no se trata de policías canallas que buscan a quien matar en la calle".

 

Copyright © 2016, Hoy Los Angeles
88°