Luis Gerardo Méndez comparte su neurosis

La cinta "Nosotros Los Nobles" explotó a un Luis Gerardo Méndez fresa, convirtiéndolo en el "mirrey" de México; ahora en "Tiempo Compartido", su nueva cinta, mostró su lado neurótico.

El actor, que acaba de filmar junto a Jennifer Aniston y Adam Sandler Murder Mystery, interpreta a Pedro en la historia escrita y dirigida por Sebastián Hofmann.

"Luis Gerardo llegó a la película porque fui a ver su obra El Perro a la Medianoche, saliendo de ahí, una amiga nos invitó a tomar unos mezcales e iba Luis Gerardo, me quedé muy impresionado en la obra porque interpreta a un niño con Asperger. Yo nunca había visto una película de él, nunca vi Nosotros los Nobles", contó Hofmann.

"Después de conocerlo, me di cuenta que era Pedro (su personaje principal). Más allá de su fama o popularidad, él es un actor de primera, es un genio, no me imagino a otro Pedro mejor que él, la neurosis del personaje un poco así es él".

Cuando Luis Gerardo tuvo el guión en sus manos, no dudó en expresarle al director lo identificado que se sintió con su papel.

"Entendió perfecto el personaje y me dijo 'sabes qué es lo peor Sebas, que me identifico con él'. Pedro es un personaje detestable, pero él lo hizo justo con su talento y un poco entrañable, incluso le llegas a tener compasión. Creo que en el guión yo quería destrozar este personaje, pero Luis Gerardo hace que la gente responsa y se sienta mal por él, cuando en realidad él provoca lo que le pasa".

En Tiempo Compartido se retrata la vida de Pedro, quien junto a su esposa e hijo sale de vacaciones y lo que debería de ser un tiempo de felicidad, a su llegada a un hotel se vuelve caótico al encontrarse con el personaje de Abel (Andrés Almeida).

El director contó que a él en particular no le gusta incluir palabras altisonantes en sus películas, y en una ocasión Luis Gerardo, dentro de la neurosis de su personaje, dijo una maldición que no estaba en el guión; y aunque le pidió repetir la escena, el actor se negó.

"Luis se echó una grosería y pensé 'uta, no sé si repetir la toma', llegué y le dije 'oye, no me gustan las groserías en mi cine, ¿podemos repetir la toma? Él puso cara de rabia y me dijo 'obviamente no ca... porque eso me salió de la entraña. No Sebas, si quieres la volvemos a hacer y a lo mejor vuelvo a decir 10 veces más groserías'", amenazó.

Tiempo Compartido es para el director la oportunidad de contribuir a hacer el tipo de cine alternativo que a él particularmente le gusta ver.
"Me gusta el cine que toma riesgos, a diferencia del cine clásico. Me gustan las películas que me sorprenden, no digo que mis películas sean del todo originales, pero mi intención siempre es decir '¿cómo puedo hacer las cosas diferentes?' y parto de ahí", afirmó.

Copyright © 2018, Hoy Los Angeles, una publicación de Los Angeles Times Media Group
76°